Hubo acuerdo salarial y se levantó el paro de 72 horas

El acuerdo salarial para el 2017 se cerró con un incremento salarial para los empleados bancarios del 19,5% para todo el año, pero incluirá una cláusula gatillo. Si la inflación supera ese nivel en cualquier momento del año automáticamente los haberes serán ajustados.

Tras una extensa reunión de más de diez horas en el Ministerio de Trabajo, funcionarios, empresarios y sindicalistas llegaron a un acuerdo por el conflicto salarial del sector y se levantará el paro de 72 horas que iba a realizar el gremio entre este viernes y martes.
Los trabajadores nucleados en La Bancaria acordaron con el sector patronal un aumento salarial del 19,5 por ciento hasta diciembre de 2017, más un 4 por ciento sobre los salarios de diciembre de 2016 (de pago inmediato y en un sólo tramo), agregaron las fuentes.
También se anunció la conformación de una comisión de seguimiento del proceso inflacionario que, a mediados de año, determinará si se reabre o no la negociación paritaria.
La Cámara Nacional de Apelaciones validó el acuerdo y ordenó al Ejecutivo no intervenir en negociaciones salariales entre privados, en dos fallos.
El acuerdo que estaba en juego supera un aumento del 24,5%, y contempla que si el índice de inflación sobrepasa el 19,5 por ciento, habrá una actualización automática retroactiva al 1 de enero.
Altas fuentes del sector bancario que participaron de las negociaciones indicaron que "desde las 3 de la tarde está todo acordado" pero reconocieron a Infobae que aún se estaba ultimando detalles de la letra chica del convenio que regirá los ajustes salariales a lo largo del año. No está previsto al menos en este acuerdo algún bonus especial, más allá del que las entidades pagan todos los años por el Día del Bancario.
El acuerdo salarial para el 2017 se cerró con un incremento salarial para los empleados bancarios del 19,5% para todo el año, pero incluirá una cláusula gatillo. Si la inflación supera ese nivel en cualquier momento del año automáticamente los haberes serán ajustados.
A diferencia del acuerdo alcanzado en la provincia de Buenos Aires con el gremio estatal, que revista la inflación en forma trimestre, en este caso el ajuste tendría lugar recién en el momento en que la inflación supere ese valor.
Las negociaciones eran monitoreadas de cerca por el Gobierno, ya que consideran esta paritaria como un "caso testigo" para las negociaciones del sector privado. Y el objetivo buscado por la Casa Rosada se habría conseguido, ya que se pactó un incremento anual que está por debajo del 20%. Justamente hoy el presidente Mauricio Macri señaló en conferencia de prensa que el objetivo de la inflación para este año es que se ubique "por debajo del 20 por ciento".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico