Hubo más de 500 petroleros de retención de servicios por medidas en ocho empresas

Bolland, Halliburton, Baker, Weatherford, Siderca, Vermaz, Serpecom y Manpetrol fueron las empresas que vieron ayer afectadas sus actividades por las diversas medidas de fuerza que realizaron los trabajadores petroleros luego de que desde el Sindicato de Petroleros y Gas Privado de Chubut denunciaran el descuento de los días caídos y el incumplimiento del aumento del 18% por parte de las empresas nucleadas en las cámaras de servicios.

Las columnas de humo fueron más que visibles durante toda la mañana de ayer en el Parque Industrial de Comodoro Rivadavia ante el inicio de la retención de servicios motivada en el descuento de los días caídos y el incumplimiento del aumento del 18% por parte de las empresas nucleadas en la Cámaras de Empresas de Operaciones Petroleras Especiales (CEOPE). Las columnas se esparcieron por diferentes puntos, identificando cada uno de los reclamos.
Se estima que fueron más de 500 los operarios que participaron de las medidas de fuerza que se realizaron en Bolland, Halliburton, Baker, Weatherford, Siderca, Vermaz, Serpecom y Manpetrol. Temprano llegaron a las puertas de cada base y comenzaron con la retención de servicios que se había anunciado el jueves y que incluyó la quema de neumáticos.

FOCOS DE CONFLICTO
La medida de fuerza se extendió durante toda la jornada y no fue bien recibida en algunas compañías. En Bolland, según confirmó David Araneda -delegado de la empresa-, los trabajadores denunciaron que fueron intimados indirectamente por el abogado de la firma, quien junto a un escribano salió a identificar los vehículos y a cada uno de los operarios que participó de la protesta.
Leandro Moyano, dirigente del Sindicato de Petroleros y Gas Privado Chubut, confirmó que esta misma metodología se aplicó en la empresa Baker. “Lo que hacen es tratar de intimidar a la gente y ponerla en una situación complicada, sin darse cuenta de que primero tienen que pagar el salario completo y luego ver cómo sigue esto”, consideró el dirigente.
Ante esta situación, alrededor del mediodía el intendente Carlos Linares se acercó hasta la base de la compañía y dialogó con los trabajadores que se preparaban para almorzar a la intemperie. Luego se hizo presente personal de la Secretaría de Trabajo que inspeccionó la medida.
El conflicto con las empresas nucleadas en la CEOPE comenzó luego de que se confirmara que algunas firmas no reconocieron el aumento del 18% que se consiguió en paritarias y se detectara el descuento de los días caídos, afectado los haberes de los trabajadores que sufrieron una deducción de entre $5.000 y $8.000, según cada caso.
Desde el gremio consideran que las empresas están incumpliendo lo acordado en el Ministerio de Trabajo, donde las operadoras se comprometieron a pagar los días por el paro del 27 y 28 de junio. Por esta razón, piden que cumplan con lo acordado y completen los salarios, ya que de lo contrario no se levantará la medida de fuerza que podría continuar el lunes.
“Las empresas son las que están incumpliendo lo acordado y eso no lo vamos a permitir. Hasta que no se pague todo lo que se le debe a la gente, se van a mantener y a medida que se vayan cancelando se van a ir levantando”, sentenció Moyano.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico