Identificaron el cuerpo de Rocas Coloradas y la policía realizó un allanamiento

La víctima del decimocuarto homicidio de la ciudad sería Claudio Omar Boz de 42 años. Se investiga a su círculo íntimo para dar con el autor del crimen.

Claudio Omar Boz, es el nombre que se maneja por estas horas respecto a la identidad del cuerpo hallado en Rocas Coloradas el pasado viernes. Boz tenía 42 años, tal como se sospechaba con las primeras pericias al cuerpo.

En cuanto a las pistas que llevaron a dar con la identidad de Boz, el comisario a cargo de la Brigada de Investigaciones Juan Carrasco comentó que se presentó ante el personal policial "una persona allegada a la víctima que nos mencionó su ultimo domicilio de residencia, se ordenó una identificación del cadáver que dio positiva".

Además esta tarde la fiscal Cecilia Codina ordenó un allanamiento en la ultima vivienda donde residió la víctima, sin embargo el subcomisario de la Brigada de Investigaciones Juan Carrasco advirtió en diálogo con el periodista Adolfo Morales que no se emitió aún una orden de detención. "No tenemos personas detenidas, porque no tenemos fehacientemente datos de alguna persona sospechosa, esperamos que esta orden de allanamiento para el domicilio en que residía la víctima nos del algo de luz para pedir luego las detenciones que correspondan", dijo.

Personal de Criminalística procedió a una exhaustiva búsqueda de indicios para establecer si estuvo en el lugar las últimas horas antes de su muerte.

La casa allanada que cuenta con un amplio terreno, estaba al cuidado de la víctima un amplio jardín, perros y chatarra junto con vehículos son los últimos testigos de lo que ocurrió con el peón antes de la fatídica noche del viernes.

EL CRIMEN

Según el estado del cuerpo, habría sido arrojado a la playa y luego prendido fuego, pasadas la 6 del viernes, cuando la marea comenzaba a descender. De modo contrario, el cadáver habría sido arrastrado por la fuerte marejada de los últimos días y no tendría las bolsas que lo envolvían, presumen los investigadores.

Hay que recordar que el cadáver fue descubierto a las 13:45 del ese día por un pescador cuando la pleamar no estaba en su plenitud.

La hipótesis se refuerza debido que en el lugar se incautaron bolsas de consorcio con restos de residuos domiciliarios como cáscaras de tomate y papa, y un envase de tomate para salsa. También se secuestró un trapo de piso con presuntas manchas de sangre. Este habría sido utilizado para limpiar el lugar donde la víctima fue asesinada.

En forma paralela, los investigadores están abocados a la búsqueda de registros de las cámaras de ingreso a Caleta Córdova para identificar vehículos sospechosos que puedan tener alguna relación con el crimen.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico