Insólito: robaron un chaleco antibalas y una computadora en la alcaidía policial

Desde hace dos semanas que se investigan dos insólitos robos que afectaron a la propia policía. En el aula educativa Paulo Freire de la alcaidía se robaron una netbook que utilizaban los presos para estudiar. Mientras, de la guardia se llevaron un chaleco antibalas, una campera de la fuerza y un cargador de pistola.

Desde hace dos semanas que se investigan dos insólitos robos que afectaron a la propia policía. En el aula educativa Paulo Freire de la alcaidía se robaron una netbook que utilizaban los presos para estudiar. Mientras, de la guardia se llevaron un chaleco antibalas, una campera de la fuerza y un cargador de pistola.
Que haya robos en las calles, viviendas, comercios o empresas no dejan de ser noticia. Pero que roben en un centro de detención como la alcaidía policial, con toda la seguridad que tiene, ya se transforma en insólito.
Según la información recabada por El Patagónico, los robos se produjeron dos semanas atrás y en días diferentes.
La primera denuncia en la que tomó intervención la Seccional Tercera por jurisdicción dio cuenta que tras el receso escolar invernal en el aula "Paulo Freire", donde a diario se les dicta clases de educación primaria y secundaria a los detenidos- desapareció una computadora.
La puerta del aula habría sido dejada sin llave, según informaron las fuentes policiales, lo que facilitó el robo de la netbook.
No dejaban de salir en el asombro los efectivos policiales, cuando días posteriores se realizó una nueva denuncia de hurto en la alcaidía.
Una agente expuso ante las autoridades policiales que dejó su chaleco antibalas en la guardia y luego cuando lo fue a buscar ya no estaba.
Además del robo del chaleco se registró el faltante de un cargador de pistola y una campera policial.
El jefe de la alcaidía, Luis Epullán, confirmó los robos a este diario e informó que de la investigación se encarga la Seccional Tercera.
El año en el que la alcaidía policial resultó ser noticia constante fue 2013, cuando la Justicia Federal investigó una causa en la que se buscaba comprobar si algunos de sus efectivos comercializaban droga entre los internos. Incluso hubo tres detenciones y hasta el apartamiento de un jefe policial.
En setiembre de ese mismo año, Víctor Ruiz fue asesinado por otros internos en uno de los pabellones utilizando una "faca" y además el recinto sufrió la fuga de Cristian "Titi" Córdoba.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico