Integrante de la "Generación Dorada" protagonizó un escándalo

Un campeón olímpico en Atenas 2004, parte de la "Generación Dorada" del básquet argentino, le propinó un brutal golpe en la cara a un rival, provocándole conmoción cerebral, fractura de arco de órbita y cortes. El jugador agredido iniciará acciones penales.

Gabriel Fernández formó parte de los planteles de la Selección argentina que lograron el subcampeonato del mundo en Indianápolis 2002 y la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Atenas 2004. Sin embargo, a los 40 años, muestra sus últimos destellos en Burzaco F.C., elenco que milita en el Prefederal del básquet argentino.

El ala-pivot, integrante de la llamada "Generación Dorada", fue el protagonista del segundo juego de playoff ante Crovara. Cuando restaban poco más de dos minutos y medio en el tiempo suplementario, y Burzaco se encontraba cuatro puntos abajo, Fernández recibió una técnica por quejarse, luego de cometer una falta ofensiva. En ese mismo instante, un simpatizante del equipo rival ingresó al campo con la intención de agredir al veterano deportista, pero no logró su cometido.

Esta acción inició una escaramuza entre los basquetbolistas de ambos equipos. Fernández se acercó a una de las esquinas del campo de juego y noqueó a Emiliano Mazzucco con un certero zurdazo que impactó de lleno en su cara.

Embed


Luego del encuentro, que finalmente ganó Crovara, por lo que habrá un tercer juego, el agredido utilizó su cuenta de Instagram para realizar un fuerte descargo. "Una vergüenza argentina que esta persona, Gabriel Diego Fernández, formó parte de un ícono que fue la Selección Dorada. Como jugador de básquet me parece un hecho tristísimo y lamentable", inició el jugador.

Embed


Sin embargo, Mazzucco fue más allá y afirmó que iniciará acciones legales: "Eso, más allá de las acciones penales y civiles pertinentes que iniciaré en el día de mañana, ya que sufrí una conmoción cerebral, fractura de arco de órbita y cortes. Increíble que un jugador de básquet termine su carrera de esta forma vergonzosa (si es que se lo puede llamar jugador de básquet)".

EL JUGADOR RESPONDIÓ A LAS ACUSACIONES

Embed


Embed


Embed



Embed




Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico