Intendente satisfecho con su primer año de gestión

El intendente de Comodoro Rivadavia trazó ayer un balance de su primer año de gestión, que definió como "muy bueno" pese a las políticas nacionales y la lucha que tuvo que realizarse para sostener puestos de trabajo. En ese sentido, el jefe comunal prometió continuar el año próximo "junto a los trabajadores y luchando por nuestra gente". Reconoció que todavía existe una gran deuda en materia de servicios.

En el marco de un balance del año 2016, el intendente Carlos Linares aseguró que en lo estrictamente municipal "fue muy bueno porque, pese a la crisis, pudimos terminar casi todas las obras que pusimos en marcha".
Tras el primer año de gestión, el jefe de la ciudad reconoció que "sin duda, no estamos exentos de lo que está pasando en el país y en la provincia, pero estamos en una senda de trabajo, de cumplimiento de promesas y de seguir estando permanentemente en territorio, acudiendo a las necesidades de la gente".
Linares dijo que aún "tenemos mucha deuda en materia de servicios, asfalto y bacheo, pero la vamos a ir cumpliendo porque nos propusimos un gran proyecto de obra para el 2017, así que en lo municipal estamos contentos porque creo que llegamos a cumplir todas las metas que nos propusimos".

AUTOGESTION GRACIAS AL ORDEN FINANCIERO
En sus declaraciones, el jefe de la ciudad aseguró que "gracias al orden financiero que logramos este año, podemos mirar a los comodorenses a la cara diciendo que hemos cumplido un buen año. Tenemos un municipio trabajando; saneado económicamente y que puede sostenerse y pagar sueldos, aguinaldos y bono navideño a todos los empleados y vamos a seguir en esa línea".
"Si tomamos en cuenta cómo empezamos, con un barril a 28 dólares y una posibilidad de desempleo importante en la ciudad, hemos terminado un año a nivel municipal bueno, con muchísima concreción de obra. Todas las obras que se comenzaron, se terminaron y tenemos una ambiciosa proyección para el 2017. Financieramente, somos un municipio ordenado. Seguramente a Comodoro le falta mucho, pero lo tenemos claro y avanzamos para mejorarlo".
El jefe de la ciudad aseguró que "en este año de lucha hemos conseguido algo que es muy importante y que no se consigue con plata. Es la unión de todos los que formamos parte de la ciudad para sobrellevar la crisis que tuvimos que enfrentar".
Linares reconoció que "el país está viviendo un momento duro por las políticas nacionales que se están llevando a cabo, pero nosotros siempre vamos a estar al lado de nuestros trabajadores, de nuestros gremios, de nuestras organizaciones y tirando todos juntos para adelante porque esta es la manera de hacer que nuestra ciudad crezca".
Finalmente, el intendente solicitó a todos los vecinos "solidarizarse entre todos los comodorenses porque hay muchas familias que no la están pasando bien y nos debemos acompañar entre todos en ese momento tan difícil".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico