Investigan la golpiza a hombre que sufrió pérdida de masa encefálica

Un hombre de unos 55 años ingresó a la guardia hospitalaria en estado muy delicado al recibir un duro golpe en la cabeza. Reside en el barrio Newbery, pero apareció malherido en el ingreso al camino del Centenario. Se investiga las circunstancias del ataque y quiénes serían los autores.

Las averiguaciones corren por cuenta del personal de la Brigada de Investigaciones que se encuentra al frente del caso en la zona de Patagonia y Misiones, donde residiría la víctima. Los habitantes del lugar lo conocen como “el Gato" Galarza, pero anoche el herido no pudo ser identificado por sus familiares.
De acuerdo a la información oficial que accedió El Patagónico, eran las 0:50 cuando vecinos de la calle Misiones 1.250 solicitaron una ambulancia a la policía para trasladar a un hombre que estaba inconsciente y con la cabeza ensangrentada.
Al arribar a la guardia del centro asistencial, los médicos detectaron que tenía un fuerte golpe en la cabeza que habría sido provocado con un palo porque tenía astillas entre los pelos. La herida, de grandes dimensiones, le provocó fractura de cráneo y pérdida de masa encefálica.
Ante ese panorama, la víctima fue trasladada de urgencia a una sala de cuidados intensivos donde se evaluaba su intervención quirúrgica. Eran pocos los datos que se tenía de la víctima, así como de sus últimos movimientos.
Los investigadores pudieron dialogar con algunos vecinos de la zona de Patagonia y Misiones del barrio Jorge Newbery, donde residiría el herido. Allí las personas lo conocen como Mario “el Gato” Galarza, de unos 55 años, aunque al cierre de esta edición no se había confirmado esa identidad.
Los efectivos trataban de ubicar a los familiares, cuestión que no resultó sencilla. Los habitantes afirmaron que en la casa solían juntarse varios hombres a consumir bebidas alcohólicas.
El herido apareció con la cabeza rota en el acceso al “Camino del Centenario” en las inmediaciones de Misiones y Alsina, en un sector del barrio Pietrobelli. Se desconoce si fue atacado durante una riña callejera o si se trató de intento de robo.
Anoche, la policía esperaba dialogar con familiares para conocer las identidades de quienes se reunían habitualmente con él para comenzar a desenrollar la madeja del ovillo.
Al cierre de esta edición, el herido se encontraba internado en terapia intensiva, donde se debatía entre la vida y la muerte, indicaron las mismas fuentes oficiales.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico