Investigan a una banda criminal conformada por petroleros

Conocedores de los recorridos de las camionetas que transportan personal petrolero programan robos en la ruta, cuando se los detuvo en el mes de abril se descubrió que para dar un golpe pedían horas en la empresa en la que trabajaban o presentaban partes médicos. El lunes, una transportista fue robada y raptada, se sospecha que serían los mismos sujetos.

El pasado lunes una conductora de una combi que se encarga del traslado de trabajadores petroleros vivió una tarde de terror cuando fue abordada por encapuchados a punta de pistola que la secuestraron, golpearon y le robaron un magro botín. Finalmente, la liberaron a su suerte cerca del autódromo de la comarca petrolera neuquina.

El abordaje de la conductora se produjo entre los barrios 25 de Mayo y Pueblo Nuevo, en la localidad de Cutral Co, poco después de que descendió el último pasajero del trasporte. La conductora de la Mercedes Benz Sprinter acababa de concluir su jornada laboral y regresaba a su casa, cuando detuvo su marcha tras una seña de una persona que se encontraba en el camino.

Sin presentir lo que podía pasar, bajó la ventanilla para ver qué necesitaba el hombre en cuestión, este la sorprendió con un par de movimientos muy ágiles, levantó el seguro de la puerta y sacó un arma de fuego. Después aparecieron sus cómplices, todos se pusieron capucha para que no los reconociera.

La mujer fue amenazada de muerte mientras le exigían "la guita", por lo cual se presume que los secuestradores tenían un dato pero habían equivocado el vehículo. La mujer les entregó el dinero que tenía en su billetera, unos mil pesos, más cuatro anillos y vales de combustible. Indignados, los ladrones le dieron unos cachetazos y rompieron las ventanillas para amedrentar a la conductora, pero finalmente advirtieron el error.

En cuanto a la modalidad del robo se supo que a la mujer la llevaron por la Ruta 17 y se desviaron unos 500 metros para dejarla en inmediaciones del autódromo de la Comarca. Un auto que los siguió durante todo el recorrido se encargó de subir a los delincuentes y darse a la fuga raudamente. La hipótesis central del caso es que tenían un dato sobre un transporte con dinero pero equivocaron el vehículo. No hay detenidos.

Se estima que 15 minutos duró la pesadilla para la mujer que trabaja en una petrolera tercerizada, y hay firmes sospechas que los ladrones pertenecen a la misma actividad.

LA BANDA DE PETROLEROS

Una de las líneas de investigación que baraja la Policía neuquina tras el secuestro y robo a la transportista gira en torno a una banda criminal conformada por petroleros. Esta organización ya había sido detenida en abril por los investigadores de la comarca petrolera, después de que concretaran al menos cuatro golpes en la región.

Todos son ex empleados de la empresa distribuidora en la Comarca que habían renunciado para incorporarse a una petrolera. Estos ex trabajadores conocían el recorrido de casi todos los transportes de la zona y los días en que se manejaba mayor cantidad de efectivo. Cuando los detuvieron en el mes de abril – según detalla la Mañana de Neuquén -, descubrieron que los días que daban los golpes pedían ingresar más tarde al trabajo o directamente presentaban algún parte médico.

Incluso en dos de los cuatro golpes que dieron asaltaron camiones de reparto a los que les abrieron la caja recaudadora con una amoladora.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico