La Brigada de Investigaciones actuó este año en 1.370 causas y secuestró 57 armas

Los jefes de la división de investigaciones efectuaron un análisis de las intervenciones efectuadas durante 2016 en homicidios, robos, hurtos y delitos de instancia privada. A pesar de los escasos recursos disponibles concretaron 53 detenciones.

No muchas veces se conoce los esfuerzos y las largas horas de dedicación que realiza el personal de la Brigada de Investigaciones de Comodoro Rivadavia. Detrás de los jefes Juan Carrasco y Pablo Lobos, los oficiales y suboficiales se desempeñan en el anonimato para esclarecer cualquier tipo de delitos.
Es así que los policías especializados intervinieron durante este año en 1370 expedientes o causas surgidas por distintos delitos, que tramitó el Ministerio Público Fiscal.
También actuaron en legajos solicitados por el Juzgado Federal y en las investigaciones que se reciben cada día en las comisarías.
Los efectivos de civil han investigado los homicidios que se registraron durante el año, así como abusos sexuales, robos agravados con armas en comercios y casas de familia, robos simples, hurtos y otros ilícitos como extorsiones.
Dentro de la ardua tarea el personal de la Brigada concretó 53 detenciones que incluyen pedidos de captura de prófugos o por rebeldías de personas que fueron citadas por la Justicia y no se presentaron a las respectivas audiencias.
En ese marco también se secuestraron 57 armas de fuego y más de 2.000 municiones. Ello fue en 210 allanamientos y registros domiciliarios que se cumplieron por pedido de los representantes fiscales.
En cuanto a los delitos de homicidios en grado de tentativa se registraron once, donde las víctimas fueron heridas por ataques a golpes, armas o cuchillos. En torno a esos casos se allanaron once viviendas y se produjeron seis detenciones.
Asimismo, se contabilizaron 34 heridos de arma de fuego y arma blanca. En esas causas la Brigada participó de trece allanamientos con resultados positivos y se detuvo a cinco personas.
Una estadística que se destaca es que los efectivos de civil investigaron 96 robos agravados por el uso de armas que incluye asaltos familias, en comercios y en la calle. En esos tipos de delitos la división realizó 53 requisas domiciliarias, de los cuales 48 fueron con resultado positivo y se secuestraron evidencias para la causa.
Mientras, los robos simples sin uso de armas en los que tomó actuación la Brigada fueron 220. Al respecto, se practicaron 42 allanamientos y en 37 de ellos los resultados fueron positivos para la investigación.
A la vez, la misma área policial tomó intervención en 62 legajos de "abusos de arma", principalmente amenazas, con el resultado de 43 allanamientos en relación a esas investigaciones.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico