La Escuela 197 vistió las calles del barrio Divina Providencia con los colores de la patria

Alumnos, docentes y vecinos realizaron una marcha por las calles de la zona para festejar el bicentenario de la Declaración de la Independencia Argentina. Acompañaron la jornada la murga "Los Desfachatados" y personal de Bomberos Voluntarios. Mañana se realizará el acto central.

La Escuela 197 del Divina Providencia impulsó ayer una marcha por las calles de ese barrio con la participación de los alumnos de ambos turnos, docentes y vecinos. La propuesta se enmarca en los festejos por los 200 años de la Declaración de la Independencia de la patria que comenzaron el lunes con un desayuno especial donde los más pequeños hicieron alfajores patrióticos, observaron y analizaron videos de "Zamba" -un personaje de la cadena de televisión infantil Pakapaka-.
"Queríamos generar algo especial para que los chicos se sientan parte de estos festejos y entiendan un poco más de lo que significa este día", sostuvo la directora del establecimiento, Andrea Avendaño.
La institución no cuenta con un espacio para realizar los actos y muchas veces los padres no pueden participar de determinadas jornadas por lo que en esta oportunidad se decidió que "la escuela salga a la comunidad".
El punto de encuentro fue a las 14:20 en la entrada del establecimiento para comenzar a desfilar por Manuel Sueiro para continuar por Fray Luis Beltrán, doblar por Avenida Del Pinar para volver por Algarrobo y regresar a la institución.
La recorrida contó con el acompañamiento de la murga de Kilómetro 3 "Los Desfachatados" y personal de Bomberos Voluntarios que musicalizaron la jornada con sirenas y bombos que hicieron bailar a los más pequeños.
"Nosotros tenemos un radio de cobertura muy amplio que incluye a los barrios Divina Providencia y Saavedra, por eso hicimos este recorrido para unir a la población de ambos sectores y que todos juntos pintemos las calles con los colores de la patria", explicó la directora.
Cuando la marcha finalizó los presentes se reunieron en un círculo y realizaron un abrazo simbólico como una forma de cerrar una jornada donde todo fue celeste y blanco alrededor de la Escuela 197.
"La idea era compartir con la familia. Tener un momento, juntos. Porque lamentablemente no tenemos un espacio que albergue a todos los que somos parte de la institución, pero estamos contentos con la repercusión que tuvo y con el nivel de participación de los vecinos", detalló Avendaño.
En consecuencia, la directora sostuvo que mañana se desarrollará un acto en el hall del edificio pero solo participarán los alumnos. Mientras que un grupo de padres será parte de una serie de talleres que se realizarán durante los dos turnos que ofrece el establecimiento.
"Las actividades por el Bicentenario continuarán a lo largo de estos dos días para que los alumnos sepan qué tan importante es este día para todos los argentinos y que no es un día más", subrayó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico