La Escuela 514 festejó sus 30 años

Con la participación de la comunidad educativa y autoridades políticas se realizó ayer el acto por los 30 años de la Escuela 514. Estuvieron presentes el intendente Carlos Linares; el senador nacional, Alfredo Luenzo y la concejal, Adriana Casanovas.

"Para mí este festejo es muy importante. Y quiero decirles a todos los chicos, que pueden lograr todo lo que se propongan en la vida; porque Dios los bendijo", sostuvo el jefe comunal a quienes asisten a esta institución de educación especial.
En primer lugar se descubrió una placa en honor a sus 30 años, se proyectaron emotivos videos de la historia de la escuela y se presentó el grupo musical "Sin fronteras".
"Las maestras y profesionales que trabajan en esta institución lo hacen desde el corazón. Desde su directora, Mónica, hasta los alumnos. Es un día muy especial para mí y solo tengo un agradecimiento inmenso", expresó el intendente.
En ese sentido contó una experiencia cercana que le toca vivir. "Yo tengo un sobrino, al cual adoro con todo el corazón, y se llama Julio Guerreiro. Es un chico sietemesino, no vidente, que todos los días me llena de orgullo. Ahora es abogado y esto habla de que sí se puede", afirmó.
"No tengan dudas todo se puede", reiteró. "Estos chicos que a veces no hablan, lo hacen con el corazón y nos dicen muchas más cosas que con palabras. Dios les dio una bendición. La verdad que estoy más que emocionado es un día muy especial y quiero agradecerles a todo por el trabajo que hacen", agregó Linares.
Mientras, la directora de la escuela, Mónica Millaquén, manifestó que la institución cumplió los 30 años el domingo, más allá de que los festejos se concretaron ayer.
"Fue muy emotivo contar con la presencia de los primeros alumnos, que no conocen este edificio, con la gran presencia de padres y con el hermoso show artístico. Además recibimos varios presentes que consisten en elementos muy necesarios para las actividades que aquí desarrollamos y estamos muy contentos con esta celebración", sostuvo.
La docente Mariana Barrionuevo, en tanto, se refirió a la historia de la institución. Recordó que el inicio de la tarea escolar se remonta al 24 de abril de 1986, cuando la escuela comenzó a funcionar en Kilómetro 3.
Rememoró además el contexto en el que surgió esta primera escuela de educación especial experimental que comenzó su tarea en instalaciones de la escuela hospitalaria 302 en agosto de 1986. Su iniciadora fue Carola Gallego junto a un equipo de docentes de sala, maestros especiales y profesionales de la salud.
En 1988 comenzó como directora Alicia Deforel, una docente que fue merecedora del nombre que hoy lleva la escuela.
La entidad cuenta con edificio propio desde noviembre de 1998 en el barrio 13 de Diciembre. Actualmente los docentes trabajan en esa sede con chicos que presentan multidiscapacidad. La matrícula escolar va de los 6 a los 17 años.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico