La Honda Africa Twin CRF 1000L llega a la Argentina

En principio en una sola versión tope de gama Dual Clutch Transmission.

Con la experiencia adquirida hasta el año 1885 con modelos emblemáticos como las XL/XR500/600, Honda desarrolló un proyecto exclusivo para carreras de larga duración como el París-Dakar. Allí nace la Africa Twin AT NXR750 debutando y ganando en la competencia más dura del mundo consiguiendo luego en forma consecutiva el triunfo hasta el año 1989 inclusive, recibiendo a partir de ahí la denominación de “La Leyenda del Desierto”.
A partir de ese gran éxito obtenido en las competencias nace un modelo para la calle en el año 1990, de modo que los clientes pudieran disfrutar de este tipo de moto, continuando su fabricación hasta el año 2002 que se discontinuó, obteniendo hasta allí muy buenos resultados comerciales.
En el año 2014 se presenta en el Salón de Milán un nuevo concepto donde se suma el desarrollo y las nuevas tecnologías, naciendo la Africa Twin CRF 1000 diseñada bajo el concepto True Adventure, combinando la potencia tracción y maniobrabilidad de modo que el cliente pueda disfrutarla en todo tipo de caminos.
La Honda Africa Twin, es una motocicleta robusta y confiable creada tanto para terreno on-road como para off-road, y diseñada por los ingenieros japoneses basándose en tres pilares: la resistencia, la agilidad y sencillez. Se lanzará en Argentina a mediados del mes de enero 2017, inicialmente en una versión tope de gama de doble embrague y en dos colores: rojo y tricolor típico de la Africa Twin.
La nueva Honda Africa Twin CRF1000L dispone de un potente impulsor bicilíndrico de 4 tiempos y 8 válvulas de 999,1 cm3 y 94,5 CV con comando de válvulas SOHC, y cárter seco, con un torque de 98 Nm a 6.000 rpm y que solo pesa 74,6 kg. Este motor se encuentra asociado a una transmisión de doble embrague con caja de 6 velocidades y transmisión final por cadena. El control de tracción posee sistema HSTC (Honda Selectable Torque Control) con cuatro niveles de control: 0, 1, 2 y 3.
Asimismo, incluye frenos ABS, control de tracción HSTC, panel digital LCD, óptica doble, faros, balizas y luces en LED y tanque de combustible de 18,8 litros, con 3,6 litros de reserva, emitiendo una muy buena autonomía.
En cuanto al chasis, es de tipo compacto en acero y comprende una cuna semi-doble que le permite bajar el peso brindando una mayor resistencia, estabilidad y agilidad, estando sobre la misma el propulsor unido al chasis por 6 puntos de sujeción. El asiento posee una doble altura de 850 y 870 mm al piso de modo que el conductor lo acomode a su gusto. En relación a las suspensiones, la delantera cuenta con una horquilla invertida, 204 mm de recorrido y ajustes de acuerdo al uso. En cuanto a la trasera, incluye sistema pro-link, 220mm de recorrido y ajuste de precarga del resorte.
Diseñada para soportar miles de kilómetros de desierto y tierra, capaz de llevarte por cualquier terreno, estará disponible en una única versión: DCT (Dual Clutch Transmission) con accesorios opcionales como portaobjetos laterales y trasero, valija interna, respaldo, parabrisas alto, protector tubular frontal, caballete central y toma de 12v.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico