La "movilidad" del feriado del 24 de marzo suma rechazos, desde Cristina a Schiaretti

La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, confirmó que los organismos de derechos humanos harán como en años anteriores la marcha del 24 de marzo, pese al traslado del feriado y le pidió al Gobierno que "prime el sentido común" y que se "revierta" la decisión.

La decisión del Gobierno nacional de transformar en "feriado movible" el 24 de marzo recibió el rechazo de organismos de derechos humanos y opositores, como Cristina Fernández de Kirchner, pero también de intendentes del poskirchnerista Grupo Esmeralda, del gobernador cordobés Juan Schiaretti, de buena relación con el presidente Mauricio Macri, y del diputado nacional Ricardo Alfonsín (UCR-Cambiemos), entre otros.
La presidenta de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, confirmó que los organismos de derechos humanos harán como en años anteriores la marcha del 24 de marzo, pese al traslado del feriado y le pidió al Gobierno que "prime el sentido común" y que se "revierta" la decisión.
"Yo tengo diálogo con (el secretario de Derechos Humanos, Claudio) Avruj, pero no coincido en absoluto con él. Esperemos que prime el sentido común. Avruj quiso llevar el tema a la parte de la cultura educativa, pero el recordatorio se venía haciendo todos los días en las escuelas, de hecho figura en las currículas", expresó.
En declaraciones radiales, la presidenta de Abuelas convocó ayer "a la sociedad que quiera participar a la marcha, que se hará como todos los años" en el Día de la Memoria, el aniversario del golpe que dio inicio a la última dictadura, y agregó que "el 24 es intocable".
También impugnó la "movilidad" del feriado del 24 marzo la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner a través de Twitter, actitud que adoptaron asimismo los diputados nacionales del FPV-PJ encabezados por Héctor Recalde y los legisladores porteño Grabriel Fuks y bonaerense Avelino Zurro, quienes presentaron sendos proyectos para declarar no laborable el Día de la Memoria en ambos distritos.
"Es una cuestión de Estado, de derecho soberano y de identidad, más allá de cualquier grieta o signo político", señaló la ex jefa de Estado al reclamar la inamovilidad de los feriados del 24 de marzo y del 2 de abril.
Siempre a través de la red social twitter, la ex mandataria fue replicando decisiones de asueto adoptadas para el 24 de marzo en municipios de diversas provincias, en su mayoría peronistas, independientemente de la corriente del PJ a la que adhiere cada uno de ellos.
Ante las primeras objeciones a la movilidad del feriado del 24 de marzo, Día de la Memoria, Avruj dijo que es "una decisión tomada" y el ministro de Interior Rogelio Frigerio argumentó que "los feriados "sándwich banalizaban el acto de conmemoración", en referencia a la reestructuración del esquema de feriados dispuesta a través de un decreto de necesidad y urgencia.
No obstante, para el diputado nacional Ricardo Alfonsín (UCR-Cambiemos) el cambio por decreto en el feriado del 24 de marzo "es una incomprensible banalización".
"Hace poco el ministro de Cultura, Pablo Avelluto, manifestó que las nuevas generaciones no tenían que cargar con la mochila de la dictadura", recordó Alfonsín, un oficialista crítico y sostuvo que "es como si los descendientes de las víctimas de los nazis dijeran que no cargan con la mochila del genocidio".

RECHAZO CORDOBES
Habitualmente cordial en su relación con el presidente Macri, el gobernador cordobés Schiaretti cuestionó a su vez la decisión del Gobierno nacional por considerar que el Día Nacional de la Memoria por la Verdad y la Justicia es una de las fechas "fundacionales" de defensa de la democracia y rechazo al terrorismo de Estado.
Por su parte, el gobernador Carlos Verna decretó en La Pampa que el 24 de marzo y el 2 de abril sean días no laborables para la administración pública de esa provincia.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico