La planta de tratamiento de residuos sólidos fue destacada como la más grande del país

Así lo confirmó a Urbana SRL el ingeniero Guillermo Coll, director nacional de Obras de la Secretaría de Obras Públicas del Ministerio del Interior. El funcionario visitó la planta la semana pasada y pudo conocer el circuito y modo de trabajo que se implementará en Comodoro Rivadavia para el tratamiento de los residuos sólidos y urbanos.

Dos cintas con doce puestos de selección de residuos y 48 de separación hacen de la planta de tratamiento de residuos sólidos y urbanos de Comodoro Rivadavia la más grande de toda Argentina.
Así lo confirmó ayer el director general de ejecución de obras de arquitectura, Aldo Flagel, quien realizó la inspección municipal de la obra de construcción y en la última semana, junto a un grupo de directivos de la empresa Urbana SRL, guiaron la visita del ingeniero Guillermo Coll, director de Fiscalización nacional de Obras de la Secretaría de Obras Públicas del Ministerio del Interior, que realizó ese inesperado anuncio.
"Vinieron por el Estadio del Centenario, el SEDRONAR y esta planta. Tuvo una excelentísima opinión. Se quedó muy sorprendido por el nivel tecnológico y el grado de terminación", sostuvo Flagel al confirmar el anuncio.
De esta forma, la planta preparada para la separación de todo tipo de residuos urbanos en crudo, previo al inicio formal de sus trabajos, se anuncia como la más importante en todo el país, también por la tecnología de la que dispone, superando a una de Maipú, Mendoza; y a las del Gran Buenos Aires, Capital y Ezeiza, donde quizás esté la de mayor similitud con la construida en estas latitudes.

UNA PLANTA PENSADA PARA LA CIUDAD
La planta de tratamiento de residuos está construida en un predio de 20 hectáreas, donde ocupa alrededor de 5 y cuenta con su propia procesadora de líquidos, tanto cloacales como de los que origina el lavado de las instalaciones, trabajo que debe realizarse una vez por día.
La planta cuenta con un área de control de ingresos y peso de residuos; otra administrativa que incluye recepción y sala de capacitaciones; área de sanitarios y comedor de los operarios; y por supuesto el área de tratamiento de los residuos.
Allí se encuentra la grúa que deposita los desechos en las dos tolvas que alimentan las 12 cintas de trabajo para su selección. En ellas los operarios seleccionan los residuos en vidrios, cartones, plásticos, orgánicos y de disposición final, que en este caso pasan a una gran prensa que los compacta para posteriormente embolsarse y quedar listos para ser trasladados al predio de disposición final, el cual se encuentra en etapa de preparación.
Por las características del clima para su construcción, fue necesario realizar toda la planta bajo techo, incluyendo en su interior la grúa que levanta los residuos y las tolvas, por lo que el galpón es mucho más grande que el de otras plantas y los motores a explosión tuvieron que ser convertidos a eléctricos.
"Es una planta de absoluto nivel. Hoy por hoy, las plantas de Argentina son de reseparación de la basura desde su origen. Pero esta planta, en cambio, puede hacer eso y a su vez la separación total de los alimentos", sostuvo Flagel, quien confirmó que el proceso de separación podrá funcionar las 24 horas respetando el mantenimiento de sus instalaciones.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico