La policía busca incorporar en sus filas a familiares de caídos en actos de servicio

Durante la mañana de ayer se realizó en el Cementerio Oeste el acto en homenaje a los caídos en cumplimiento del deber de la Policía de Comodoro Rivadavia.

En medio de una copiosa nevada, el jefe de la Policía del Chubut, Luis Avilés, junto a Miguel Godoy, padre del suboficial mayor post morten Nelson Godoy, colocaron una ofrenda floral en el panteón de Círculo Policial y Mutual. "Es justo que la sociedad colabore y le dé la prioridad de incorporación a esa familia que queda sin el padre, sin un hermano, sin un hijo, a las filas policiales", sostuvo el jefe policial.
Los jefes de las comisarías, grupos especiales de la Policía del Chubut y representantes de las fuerzas federales, realizaron ayer a la mañana en el Cementerio Oeste un minuto de silencio cuando el jefe Luis Avilés y Miguel Godoy, padre de Nelson Godoy, el policía asesinado en un asalto en julio de 2012, colocaron una ofrenda floral en memoria de los "efectivos caídos en cumplimiento del deber".
La ceremonia se desarrolló en el panteón del Círculo Policial y Mutual del Chubut en donde descansan los restos de decenas de policías que han perdido la vida en servicio.
Avilés anunció un proyecto que apunta a que los familiares directos de los caídos tengan la prioridad de ingreso a la institución policial. Esta propuesta se fundamenta en la posibilidad de otorgar un reconocimiento concreto a la memoria de los efectivos que fallecieron en el servicio policial y asimismo pretende atender el auxilio económico y laboral de las familias que atraviesan esas circunstancias.
"Tenemos el acompañamiento del Poder Ejecutivo provincial de darle la prioridad a los familiares del personal policial caído en cumplimiento del deber", dijo el jefe de Policía.
"Dejó su bien jurídico protegido más valioso que es la vida, en bien de la sociedad, no solo de la institución sino de toda la sociedad y es justo que la sociedad colabore y le dé la prioridad de incorporación a esa familia que queda sin el padre, sin un hermano, y sin un hijo, a las filas policiales", le manifestó Avilés a El Patagónico.
Mientras el también policía Miguel Godoy, padre de Nelson Godoy, destacó ante este diario el interés de la jefatura de Policía por recordar a los caídos.
Sobre el asesinato de su hijo en medio de un asalto que intentó evitar en una estación de servicio, pese a que estaba de franco, "es un caso que quedó impune, eso es lo que más duele. Porque nosotros sabemos bien quién lo asesinó. Pero para la Justicia no fueron suficientes las pruebas que se presentaron, más allá de que el testigo que había hablado en su momento sobre quién fue el asesino, después no declaró, se negó a declarar. Entonces por el beneficio de la duda, no tener testigos que den el testimonio, quedó impune. Eso duele mucho también", insistió Godoy.
El 16 de junio es evocado como "Día Institucional del caído en cumplimiento del deber" a partir de la resolución 317/11. Se recuerda al primer caído cumpliendo su deber, el colono galés Aaron Jenkins quien cumplía tareas de vigilador.
Jenkins había sido designado como agente de Policía con asiento en Gaiman y debía trasladar a un detenido hasta Rawson. En el camino, el delincuente se fugó y lo asesinó de una puñalada. Sucedió en junio de 1879.
Por las condiciones climáticas, se suspendieron las actividades previstas para hoy en Rawson, como la peregrinación desde la Jefatura de Policía hasta el Ministerio de Economía –donde en 2007 fueron asesinados dos policías durante el asalto a un blindado- y la realización de la tercera jornada del Duatlón Policial conmemorativo a la fecha.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico