"La prostitución no es sinónimo de trata"

Así lo manifestaron desde de la Cátedra Abierta de Género de la ciudad de Trelew, quienes se refirieron a la ordenanza aprobado que prohíbe los locales donde se ejerce la prostitución "Trata Cero".

Ante la aprobación de la ordenanza denominada "Trata cero" en el Concejo Deliberante de Trelew, la cual prohíbe la apertura de cualquier local donde se ejerza la prostitución, la Cátedra Abierta de Género se manifestó al respecto.

"La prostitución no es sinónimo de trata", señalaron mientras aclararon que si bien entendemos que es una forma de explotación que en muchos casos atenta contra la integridad de quienes la ejercen "somos conscientes de que en el marco de esta sociedad capitalista y patriarcal suele ser una alternativa para muchas personas".

Asimismo destacaron la necesidad de proteger la salud e integridad de las mujeres- incluidas en este término las mujeres trans- en situación de prostitución, aminorando los diferentes riesgos que implica su tarea.

En un comunicado, expresaron el apoyo a las mujeres que el pasado 26 de noviembre declararon públicamente su posición al respecto de este proyecto, considerando que la aplicación contribuye a invisibilizar más aún el negocio de la trata de personas con fines de explotación sexual, sobre todo si no se acompaña de una seria investigación judicial y del castigo a los proxenetas que forman parte de sus redes.

"Cualquier proyecto que proponga abordar determinada temática o problemática sin considerar la experiencia y la opinión de quienes se verán afectadas por su aplicación, se convierte en una medida arbitraria ya que desoye la necesidad real y concreta", apuntaron.

Asimismo cuestionaron cual sería a alternativa que este proyecto propone a las mujeres que no se encuentran en situación de trata y que igualmente se verán afectadas en caso de su aprobación y cómo garantizarán que no haya mujeres en situación de trata en los prostíbulos clandestinos que ya existen en Trelew y que seguramente serán más a partir de esta determinación.

"No estamos frente a un simple problema administrativo, la trata de personas representa un problema político, social, económico y cultural que requiere de una intervención seria y articulada por parte del municipio, pero en vinculación con todas las esferas del estado provincial y nacional. Una forma de intervención real contra la trata necesariamente tiene que contemplar una investigación interna hacia esos sectores, tan responsables como aquellos que captan y explotan a miles de personas a diario", concluyeron.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico