La reina de las Comunidades Extranjeras surgió del Centro de Residentes Chilenos

Guadalupe Rodríguez fue coronada durante la noche del sábado como la nueva reina de la Federación de Comunidades Extranjeras. Se convirtió así en la primera representante del Centro de Residentes Chilenos en ser electa en la fiesta anual de las colectividades. "Para mí era muy importante representar a mis raíces y no pensaba que iba salir electa reina, pero cuando dijeron mi nombre, la alegría fue inmensa", describió.

La historia de Guadalupe Rodríguez (18) en el Centro de Residentes Chilenos de Comodoro Rivadavia comenzó hace 13 años cuando ella acompañaba a su hermana para ensayar "cueca", baile tradicional del país trasandino. "Yo quería ser como ella. Yo quería ser como mi hermana", contó Guadalupe a El Patagónico.
En este contexto, la joven empezó a dar sus primeros pasos y a involucrarse cada vez más con la historia de sus abuelos, tíos y padres. El paso de los años no solo la convirtió, según sus conocidos, en una excelente bailarina de cueca sino también en una entusiasta participante de las actividades que organizaba su colectividad.
"Es una de las personas que más participa y se involucra en las actividades que organiza la colectividad y la federación. Es una gran compañera y una gran amiga que siempre está dispuesta a brindarte una mano para lo que necesites", destacaron los miembros del cuerpo de danza del Centro de Residentes Chilenos que ayer estuvieron presentes en el desfile "Aniversario del Inmigrante Pionero Patagónico".
Estas cualidades la potenciaron para ser considerada para representar a los inmigrantes chilenos y sus descendientes en la XXIX elección de la Reina Nacional de las Comunidades Extranjeras.
"Un día nos reunimos con la coordinadora y le dijo a mis papás que yo reunía todas las características para poder representar a la comunidad en la elección de la reina. Yo ya estaba contenta cuando me dijeron que podía ser una de las representantes, pero cuando me coronaron como reina no sabía qué hacer. Es una emoción tan grande que no te das cuenta de lo que verdaderamente significa hasta que pasan los días", destacó.
Luego de la coronación como reina de su comunidad, Guadalupe dividió su tiempo entre los estudios –cursa el primer año de la carrera Licenciatura en Comunicación Social en la Universidad Nacional de la Patagonia San Juan Bosco-, su familia, su colectividad y los ensayos para la fiesta de la noche del último sábado en el Centro Cultural.
"Fueron más de tres meses donde casi todos los días nos reuníamos para ensayar y prepararnos para la noche de gala. Algunos días pasaron rapidísimos. Otros eran más largosm pero gracias al grupo unido que conformamos con las chicas (las otras 8 candidatas) pudimos apaciguar un poco la ansiedad", explicó.
La noche de la coronación de la nueva reina de la Federación de Colectividades Extranjeras de Comodoro Rivadavia se realizó el sábado ante un gran marco de público que colmó las instalaciones del Centro Cultural.
"Fue una fiesta. Una noche mágica", describió la soberana del Centro de Residentes Chilenos que llegó junto a sus compañeras pocos minutos de las 20 para prepararse para la noche de gala en el recinto.
"Desde que llegamos, estuvimos corriendo para prepararnos. Entre los nervios y la ansiedad, el tiempo se pasó volando. Cuando comenzó la ceremonia, bajamos y nos volvíamos a cambiar. Fue así toda la noche, pero fue muy lindo y emocionante ver a toda tu familia alentándote", relató.
Guadalupe confesó que cuando nombraron a las princesas - Julieta Silva de la Casa de Andalucía y Valentina Reynolds de Asociación Polonesa "Dom Polski"-, no se esperaba ser nombrada como la nueva reina de la Federación.
La flamante reina de la Fedecomex también tendrá la responsabilidad de ser la Embajadora de la Diversidad Cultural del Chubut, lo que significará una gran responsabilidad que "pienso cumplir con mucho entusiasmo", prometió.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico