Las asambleas ambientales fueron al falso Senguer para abrirle paso al río

Fue uno de los temas abordados en el XV encuentro patagónico, realizado en Comodoro Rivadavia. Además, fueron hasta el falso Senguer para limpiar la zona y abrirle paso al río.

La Unión de Asambleas Patagónicas celebró un nuevo encuentro de sus organizaciones integrantes, esta vez en Comodoro Rivadavia, el fin de semana pasado. El documento con las conclusiones incluyen el caso del lago Colhué Huapi que atraviesa una de sus peores sequías y movilizó a los vecinos de Sarmiento.
La convocatoria fue en el colegio Deán Funes los días 13 y 14 de este mes, donde llegaron vecinos autoconvocados de distintas localidades que tienen banderas sobre la protección de los recursos naturales, el agua y la lucha contra las industrias extractivas en toda la Patagonia. Allí tomaron la iniciativa de liberar el cauce del falso Senguer.
"Celebramos que en el marco de este encuentro se tomó acción para liberar el río Asher (falso río Senguer) en la localidad de Sarmiento que fuera desviado para intereses privados de manera ilegal, con la aberrante complicidad del Instituto Provincial del Agua (IPA)", expresan las organizaciones de la Unión en un comunicado.
Desde el encuentro salieron a Sarmiento para liberar el falso Senguer. En el lugar había un talud que cubría 60 metros de ancho del río y apenas una abertura de un metro permitía que el agua corriera. Con palas y picos, los asambleístas limpiaron el lugar y abrieron pasos para el río.
Las asambleas denuncian que las autoridades del IPA negaron reiteradamente la existencia de un terraplén que obstruye el cauce normal del Senguer. "Nos convocamos a seguir tomando acciones por la libertad de todos los cursos y espejos de agua en toda la Patagonia", manifestó.

ARENAS SILICEAS
En otro tramo, las asambleas reunidas plantearon que es una contradicción la declaración de utilidad pública de las arenas silíceas, que serán extraídas en Chubut para los pozos de hidrocarburos de esquisto y arenas compactas, y al mismo tiempo considerar la prohibición de la fracturación hidráulica.
"La declaración de utilidad pública de arenas silíceas en Chubut –sigue el documento- supone explotación megaminera de canteras que se utilizan en la explotación no convencional de hidrocarburos (fracking) en las provincias de Neuquén y Río Negro. Alertamos que esta es una grave contradicción en el marco de un gobierno que dice proteger el agua y llegó a sugerir la prohibición de esta técnica experimental en la posible reforma constitucional".
"Reforzando la postura de las asambleas en defensa de la vida, repudiamos el transporte de sustancias contaminantes, radiactivas y tóxicas a través de los puertos patagónicos que favorecen la actividad extractiva-destructiva poniendo en riesgo la vida de los presentes y futuras generaciones", señala el documento difundido.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico