Le incendiaron su casa mientras iba a buscar a su hija a la escuela

Habitantes de la calle Los Robles observaron ayer por la tarde cuando tres jóvenes se retiraban del domicilio que comenzaba a arder en la parte alta del barrio La Floresta. El siniestro se desató cuando la dueña se dirigió a un colegio cercano a retirar a su hija de 10 años. La damnificada y la niña quedaron con lo puesto y ahora piden la colaboración de la comunidad.

El incendio se produjo ayer pasadas las 17 cuando Celeste Huenuqueo fue en busca de su hija que se encontraba en la Escuela Ceferino Namuncurá, que funciona sobre la avenida Rivadavia al 2500. Desde su casa situada sobre Los Robles 1109 al establecimiento educativo la separan unas ocho cuadras.
Luego que dejó su domicilio –construido de madera y chapa- este comenzó a arder y puso en peligro la vivienda lindante. Cuando regresó, la madre y la niña de 10 años no podían creer cómo la casa prefabricada estaba envuelta en llamas.
Los bomberos del Destacamento 1 llegaron en contados minutos a ese sector alto del barrio La Floresta y atacaron el fuego hasta que llegó el camión de agua en apoyo. Al mismo tiempo, un vecino que temía que las llamas se extendieran hacia su inmueble hizo lo propio con una manguera domiciliaria.
Los propios habitantes de la cuadra le contaron a Celeste que vieron a tres jóvenes que corrían en sentido al cerro luego que la casa empezara a arder. En diálogo con El Patagónico, la damnificada aseguró que a la casa “la prendieron fuego, hay testigos que vieron a los pibes irse”.
Hace 9 años que Huenuqueo cría a su hija en ese lugar, y señaló que no mantiene ningún inconveniente con el vecindario. Ya ha sufrido robos en su domicilio y acusó que fueron tres individuos que estarían identificados por la policía quienes provocaron el siniestro.
La casa quedó completamente destruida y tendrá que ser derribada debido a que el techo quedó colgando de unos pocos tirantes quemados.
Celeste pidió ayuda a la comunidad para volver a empezar y poder construirle un techo a su hija quien no podía ocultar la tristeza de perder todos sus pertenecías de la infancia, además de su hogar.
Los interesados en colaborar con vestimentas, colchones, frazadas y materiales pueden comunicarse con la damnificada al teléfono celular 154124978. Mientras, la policía de la Seccional Cuarta se encuentra al frente de la investigación para dar con los autores del incendio.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico