Leonardo Malgor dictó una exitosa clínica de atletismo

Una exitosa e interesante clínica de alto rendimiento de atletismo ofreció el prestigioso entrenador, quien disertó junto a Daniel Díaz, profesor y responsable del área velocidad y vallas de la Confederación Argentina de Atletismo.

Mucha concurrencia tuvo la clínica de alto rendimiento ofrecida por Leonardo Malgor, quien es un valioso entrenador a nivel nacional. Nacido en Uruguay, pero con asentamiento en Mar del Plata, fue corredor, logró muchos títulos nacionales de cross y pista, y representó a nuestro país en varias competencias internacionales. Con esa exitosa carrera como base, decidió entrenar a atletas y en esa faceta también ha tenido importantes logros. Como por ejemplo el trelewense Leonardo Price, Elena Guerra y María Peralta (todos con participaciones en Juegos Olímpicos).
Y basada en esas experiencias, más la ayuda técnica, es que se basó esta clínica que arrancó después de las 9 de la mañana. Con la presencia de Othar Macharashvili (presidente del Ente Autárquico Comodoro Deportes) y Hernán Martínez (director de la Dirección General de Deportes), Malgor y Díaz inauguraron la jornada con una presentación en la que resaltaron su historia en el atletismo. Luego Díaz se refirió a las etapas y procesos de entrenamiento de los atletas desde los 6 años hasta la elite.
Posteriormente Malgor tomó de nuevo el micrófono y se enfocó, con la ayuda de videos, en el entrenamiento en la altura. Y ahí contó la interesante historia del atleta Sebastián Price, a quien dirigió cinco años y logró la clasificación a los Juegos Olímpicos de Beijing 2008. Según Malgor, gracias al oriundo de Trelew, "consiguió como entrenador lo que no pudo como atleta" ya que fue el primer deportista que tuvo que adquirió una marca olímpica. Además, producto del frío que hay en esta provincia, destacó "el ímpetu de los atletas de Chubut, tanto de los chicos que participan en los Juegos Evita como de los grandes".
Las experiencias de Malgor y Díaz siguieron y más de un centenar de personas escucharon atentamente. Apuntaron no a lo que dicen los libros o al entrenamiento tradicional, sino a lo que han experimentado en el transcurso de los años. También destacaron la obediencia, el sacrificio y el compromiso del atleta. La clínica, en la parte teórica, siguió hasta cerca de las 13 y culminó con la gente sacándose fotos y charlando con los predispuestos disertantes. Tras el almuerzo, se pasó a la parte práctica, que se realizó en la pista de Km. 4 y que duró una hora y media.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico