Lleva 10 años tratando de erradicar un basural clandestino situado en una cantera

Existen al menos 150 basurales clandestinos en el ejido urbano y sobre ello trabaja el municipio para avanzar en multas severas. Ayer el propietario del Loteo Los 3 Pinos, Federico Devanna, resaltó que en los terrenos propiedad de su familia ya no saben qué alternativa instrumentar para evitar que la gente arroje allí distinto tipo de residuos, hasta cascos de vehículos.

Alertado por las declaraciones de funcionarios municipales que advirtieron que aplicarán multas a los propietarios de la tierra en los que proliferan basurales, Federico Devanna se hizo presente en la redacción de El Patagónico para expresar que "siempre intentamos sacar ese basural que se genera; alambramos y robaron el alambre; pusimos carteles y los han pintado... hasta la tranquera nos robaron".
El vecino de la zona del barrio Malvinas Argentinas sostiene que no tiene freno el avance de las personas que vienen hasta de otros lugares para tirar basura. "Hemos puesto bateas para que los vecinos tiren la basura y las hemos pagado nosotros con la esperanza de terminar con los basurales clandestinos, pero incluso así no se logra erradicarlos", agregó.
En su caso se trata de una cantera donde se arroja todo tipo de basura e incluso hasta han prendido fuego las bateas. La cantera está dentro del Loteo Los 3 Pinos.
"Uno no puede hacer nada. Alambrar eso cuesta 100 mil pesos, pero el drama es que me roban todo: el alambrado; los morteros que lo sostienen; los tensores... incluso llegaron a desarmar el portón para arrancarle los tubing", dijo con indignación.

ALTERNATIVAS
Devanna consideró que si continúa esta situación, deberá cortar el paso, pero piensa en que es mucha gente la que tiene que hacer dos kilómetros para retomar el camino a Bella Vista Sur. Recordó que en su momento "mandé a una retroexcavadora a romper el terreno; es decir que hiciera agujeros por todos lados para denegar el paso, pero el municipio mandó una motoniveladora para reparar agujeros y la gente volvió a tirar basura".
En relación a la advertencia municipal, Devanna señaló que "hablan de multar al privado, pero no tenemos herramientas para cercar mi terreno sin que lo roben. La gente sube al campo a tirar basura; el Parque Eólico también está dentro del campo de mi familia y suben ahí a tirar basura; incluso encontramos guanacos muertos, vaciados", explicó con preocupación.
"No sé cuál sería la solución... poner un patrullero constante en los basureros clandestinos porque otra solución no veo. Si pongo algo me lo roban; a lo largo de estos 10 años puse 15 carteles y los iban robando; les borraban el 'prohibido' y seguían tirando basura", contó.
Finalmente aclaró que "me interesa que la gente no crea que no nos importa. Nos importa porque es el patio de mi casa. Me importa y me molesta que sigan actuando así porque incluso en el Cañadón La Francesa y en Las Leñas tiran basura en los fondos".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico