Los investigan por asociación ilícita y le imputaron una nueva causa por estafa

A poco más de dos meses de que finalice la investigación compleja en la que Julio Rolón figura como jefe de una asociación ilícita y en la que además de sus dos hijos existen células en Río Negro, Neuquén, Trelew, Esquel y Comodoro Rivadavia, la Fiscalía le imputó una nueva causa por estafa simple. En ella fue imputado junto a Marcelo Vargas y se le unificó al legajo principal.

La nueva formalización que llevó a cabo la fiscal general Camila Banfi –en torno a la causa de asociación ilícita que vence el 1 de junio– fue contra Raúl Rolón y Marcelo Vargas, a quien en Trelew conocen como “Marchelo”.
El delito fue calificado como estafa simple y a pedido de los imputados la juez Mariel Suárez unificó el legajo con la causa principal, la cual se investiga desde el año pasado y fue declarada compleja.

PAGARON CON
CHEQUE ROBADO
La víctima es un vecino de Comodoro Rivadavia a quien le compraron un utilitario Peugeot Partner y le pagaron con un cheque que había sido robado en Trelew. El papel pertenecía a una de las dos chequeras que fueron denunciadas como robadas en junio de 2014 y que tenían orden de no pago por parte del Banco Credicoop.
Esas chequeras fueron secuestradas en poder de los imputados durante los allanamientos que se realizaron al inicio de la causa principal por asociación ilícita. Además, según la investigación que lleva a cabo la Fiscalía, se secuestró documentación adulterada y la documentación original de la Partner, vehículo que finalmente fue restituido a su dueño. A éste, Rolón tenía que completarle el pago con ladrillos, material que nunca fue entregado.
Desde las vísperas de Navidad, Rolón se encuentra con prisión domiciliaria por problemas de salud, medida que no contó con el consentimiento de la parte acusadora. No es el único que tiene medidas sustitutivas porque también Vargas se encuentra en una situación beneficiosa.
A todo esto, la nueva causa fue formalizada y unificada al legajo principal. Al respecto se debe conocer que el equipo de Banfi lleva abiertos 70 legajos de investigación vinculados con la banda de Rolón. El otro dato de interés tiene que ver con los 42 vehículos que fueron recuperados y que se vinculan a estafas cometidas en Río Negro, Neuquén, Trelew, Esquel y Comodoro Rivadavia.
De todas maneras existe otra gran cantidad de vehículos que hasta el momento no fueron ubicados para su recuperación, pero a medida que van traduciéndose los datos que surgen del análisis de cheques falsos y documentación adulterada, se realizan este tipo de aperturas de investigación individuales como la que se acaba de hacer contra los dos imputados.

DOS CONDENADOS
Hay que recordar que en el marco de la causa principal por asociación ilícita ya existen dos condenas de miembros que se ubicaban en la segunda célula de la organización, como son Elvio Garciarena y el ex policía Julio Villarroel. A este último, además, lo investigaba la Justicia Federal de Bariloche por una empresa fantasma que tenía sede en Esquel.
La banda se completa con David Darío Marengo, a quien se lo identifica como el contacto de Neuquén; Maximiliano Ponde, quien se encargaba de mover los vehículos de una ciudad a otra con un camión mosquito; Noelia Rolón -la falsa gestora- y su hermano Lucas, quien se encargaba, entre otras cosas, de publicitar la mercadería para la venta. En tanto, el contacto de Comodoro Rivadavia fue identificado como Oscar Peralta.
Si bien la investigación tiene como fecha de vencimiento el 1 de junio, se estima que en la acusación la Fiscalía fije una expectativa de por lo menos 8 años de prisión.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico