Los trabajadores de Guilford depositan sus esperanzas en la reunión del lunes

Después que se postergara la reunión que hoy en Buenos Aires iban a mantener el gobernador Mario Das Neves, representantes de la Asociación Obrera Textil y los ministros nacionales de Trabajo, Jorge Triaca y de Producción, Francisco Cabrera; los trabajadores que desde el 22 de setiembre se encuentran de retención de servicios por la falta de pago de sus sueldos, esperan que el lunes se produzca el encuentro que permitiría destrabar la crítica situación financiera que vive la compañía textil en Comodoro Rivadavia.

El sábado se cumplirá un mes de que los trabajadores de Guilford iniciaron una retención de servicios en Comodoro Rivadavia por la deuda de sus salarios y la presentación de un plan crisis por parte de las autoridades de la empresa.
A casi 30 días los trabajadores continúan en la base que la compañía tiene en Kilómetro 8, cuidando sus puestos laborales y a la espera de que el lunes haya un principio de solución en la reunión que se celebrará entre las autoridades del Gobierno provincial, Nación, y representantes sindicales de la Asociación Obrera Textil (AOT).
En principio este encuentro se iba a realizar hoy. Sin embargo, el último lunes fue postergado por la ausencia del presidente del Banco Chubut, Julio Ramírez, quien se encontraría fuera del país, según comentó Cipriano Ojeda, secretario General de la AOT en Comodoro Rivadavia.
Ramírez –como presidente de la entidad financiera en condiciones de brindarle un préstamo a Guilford- será una presencia fundamental en el encuentro que el gobernador Mario Das Neves mantendrá con los ministros de Trabajo, Jorge Triaca; y de Producción, Francisco Cabrera, a quienes se les pedirá que Nación brindé ayuda financiera para garantizar el funcionamiento de la histórica planta. También estaría presente Nicolás Goranski, presidente de Guilford.

UN MES DE CONFLICTO
En Buenos Aires, el mandatario provincial estará acompañado por el secretario de Trabajo de Chubut, Marcial Paz; el ministro de Producción, Hernán Alonso; y el propio Ojeda, quien ayer al ser consultado por la reunión manifestó su preocupación por la necesidad de llegar a una solución, luego de tanto tiempo.
"Necesitamos llegar a Buenos Aires, tener la reunión y buscar la forma para que se destrabe todo esto porque la que se está desgastando acá es la gente", explicó.
"No llega la solución, no llega nada y la gente cada día está un poco más complicada", admitió, con preocupación.
Hay que recordar que el conflicto de Guilford comenzó el 22 de setiembre luego que presentara el plan de crisis que amenazaba con un pago de la quincena en cuotas, la reducción de la jornada laboral a dos días y el pago de solo el 50% las horas caída; y se conociera la deuda que la compañía mantenía con los trabajadores.
Ante esta situación, el gremio textil decidió intimar a la empresa a realizar el pago. Sin embargo, no hubo respuestas y se inició la retención de servicios.
Ese mismo día en horas de la mañana se llevó a cabo la primera audiencia de conciliación. Pero ante la ausencia del propietario de la compañía se pautó un segundo encuentro para una semana después. Allí se blanqueó la intención de la textil de obtener un crédito para sostener su funcionamiento y luego de una tercera reunión se decidió continuar las gestiones en Rawson.
En la capital provincial el empresario Goranski aseguró que no podía hacer frente a los salarios y que necesitaba un préstamo por $40.000.000, para paliar deudas y poder seguir con la actividad en la planta, algo que el Gobierno provincial no podía financiar pese a un primer intento por brindar una solución ante un pedido de 15 millones de pesos.
Así se terminó de gestar el encuentro del lunes, donde se espera que los 280 trabajadores tengan una respuesta para su futuro laboral.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico