Mario Pais repudió los ejercicios militares británicos en Malvinas

El vocal de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado sostuvo que "es preocupante que el Reino Unido continúe desarrollando ejercicios bélicos en un territorio que se encuentra en disputa".

El senador nacional Juan Mario Pais rechazó los ejercicios militares que el Reino Unido llevará a cabo en las Islas Malvinas y que incluirán el lanzamiento de misiles, ya que incumplen con resoluciones de las Naciones Unidas que instan a las partes a no tomar medidas hasta tanto no se resuelva el conflicto de soberanía sobre el territorio en cuestión.
En este sentido, el vocal de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado repudió las prácticas militares que los británicos realizarán en Malvinas entre el 19 y 28 de octubre, y sostuvo que "es preocupante que el Reino Unido continúe desarrollando ejercicios bélicos en un territorio que se encuentra en disputa, violando resoluciones de la ONU que así lo reconocen, como la 2065 aprobada el 16 de diciembre de 1965 por la Asamblea General".
Por estos motivos, Pais aseguró que "lejos de promover el diálogo y de sentarse con los representantes argentinos para solucionar el conflicto de soberanía, los británicos continúan sumando tensión a una temática que, por las acciones que llevan a cabo, está lejos de resolverse".
En este marco, el senador patagónico -muy crítico de la política exterior del actual gobierno- recordó que "los ejercicios militares anunciados por el Reino Unido se enmarcan en una política exterior de acercamiento encabezada por la administración macrista que, a través de una serie de negociaciones, le abrió las puertas a la entrega de recursos naturales a los británicos, desconociendo tanto leyes nacionales que impiden estás prácticas extractivas, como también la soberanía del pueblo argentino sobre las Islas Malvinas y los espacios marítimos circundantes, coadyuvando a que el Reino Unido no se siente a negociar".
A raíz de esto, Pais señaló que "es importante que el Gobierno nacional rechace este tipo de ejercicios que lo único que logran es profundizar la militarización del Atlántico Sur que impulsa el Reino Unido, y alejar cualquier posibilidad de entablar negociaciones por la soberanía, tal como lo establecen las resoluciones de la Organización de las Naciones Unidas".
Por su parte, la canciller Susana Malcorra aseguró que el anuncio de los ejercicios militares en las Islas Malvinas por parte del Reino Unido produjo una "profunda desazón" en el Gobierno.
"Nos produjo una pena, una profunda desazón porque conlleva una presunción de hipótesis de conflicto", cuando la Argentina ha fijado en su Constitución hacer los reclamos por Malvinas "dentro del Derecho Internacional", aseguró Malcorra.
La jefa de la diplomacia se pronunció así en una improvisada conferencia de prensa en la Embajada argentina en el Vaticano, adonde acompañó al presidente Mauricio Macri a su encuentro con el Papa Francisco.

"NO ES NUEVO"
Luego de que el jefe de Estado pidiera que las preguntas sobre Malvinas fueran dirigidas a la canciller, Malcorra señaló: "Estos ejercicios son una reiteración de una práctica que se realiza todos los años. No es nuevo, lo cual no le quita seriedad porque Argentina ha establecido en su Constitución hacer los reclamos dentro del Derecho Internacional".
"Veremos si somos capaces de construir un diálogo para eliminar presunciones de conflicto", agregó.
Señaló que ante el anuncio que Londres hizo a través de canales habituales, la Argentina recurrió a instrumentos de manejo internacional: convocó al embajador del Reino Unido, Mark Kent, para entregarle una nota de protesta y también envió una carta al secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico