Mueren 17 personas en atentado del Estado Islámico en Bagdad

El EI domina extensos territorios contiguos en Irak y Siria desde 2014, incluyendo la norteña ciudad de Mosul y gran parte de la provincia occidental de Al Anbar, donde controla la ciudad de Fallujah.

Dos atacantes suicidas del Estado Islámico (EI) detonaron ayer explosivos dentro de una mezquita chiíta de Bagdad, donde provocaron su muerte y la de otras 15 personas, informaron fuentes policiales y médicas.
Más de 50 personas resultaron heridas en el ataque, que ocurrió en el barrio de Shulaa, de mayoría chiíta ubicado en el noroeste de la capital de Irak, agregaron las fuentes.
El primer atacante detonó un cinturón de explosivos dentro de la mezquita y un segundo se voló por los aires cuando las fuerzas de seguridad acudieron al lugar tras el estallido inicial.
El atentado fue reivindicado por el EI, un grupo sunnita que a menudo ataca a los chiítas, mediante un comunicado publicado en internet, informó la agencia de noticias estatal iraquí INA.
El EI domina extensos territorios contiguos en Irak y Siria desde 2014, incluyendo la norteña ciudad de Mosul y gran parte de la provincia occidental de Al Anbar, donde controla la ciudad de Fallujah.
Al Anbar es actualmente escenario de una gran ofensiva de las fuerzas iraquíes, que lograron expulsar a los extremistas de su capital Ramadi a fines de diciembre pasado.
Hoy, fuerzas iraquíes arrebataron al EI el control de la zona de Al Budaish, en el suroeste de Fallujah, al oeste de Bagdad, según informaron fuentes militares a la agencia de noticias EFE.
La conquista de Al Budaish se logró tras combates en los que murieron al menos 16 miembros del EI y en los que fueron destruidos tres coches bomba conducidos por suicidas.
Las fuentes agregaron que dos soldados iraquíes fallecieron y tres resultaron heridos por la explosión de una carga explosiva contra un convoy militar.
En la operación para liberar Al Budaish participaron la brigada octava del Ejército iraquí, la policía de Amriat al Fallujah y combatientes de clanes sunnitas.
Las tropas terrestres contaron con el apoyo de la aviación iraquí y la coalición internacional que, liderada por Estados Unidos, bombardea al EI en Irak desde 2014.
Después de recuperar esta zona, las fuerzas iraquíes izaron la bandera iraquí en los edificios más altos de Al Budaish.
El mes pasado, el portavoz de la coalición internacional en Irak, el coronel Steve Warren, dijo que varios cientos de yihadistas resisten en Fallujah, situada en la provincia occidental de Al Anbar.

TWITTER Y FACEBOOK

El Estado Islámico difundió un video en el que figuran las fotos de los dueños de las redes sociales Twitter y Facebook, Jack Dorsey y Mark Zuckerberg, para ser acribilladas por una balacera.
A medida que ambas redes intensificaron su tarea de bloquear contenido viralizado por los terroristas en concordancia con una reunión que los representantes de la compañía tuvieron con funcionarios de la Casa Blanca en enero, la organización terrorista comenzó a amenazarlos con vehemencia.
En la placa más larga del video, advierten lo siguiente: "A Mark y Jack, fundadores de Twitter y Facebook, y a su Gobierno de cruzados: Ustedes anuncian a diario que suspendieron muchas de nuestras cuentas. Y nosotros les decimos: ¿es todo lo que pueden hacer? No están a nuestra altura. Si ustedes cierran una cuenta, nosotros tomaremos 10 en respuesta y pronto sus nombres serán eliminados después de que borremos sus sitios, si Alá lo permite, y sabrán que lo que decimos es cierto".
En el mismo video, los terroristas declaran controlar más de 10.000 cuentas de Facebook, 150 grupos, y más de 5.000 perfiles de Twitter.
El gobierno norteamericano intervino en las redes sociales más importantes como parte de una estrategia para combatir la creciente influencia de la agrupación terrorista que las utiliza con fines de reclutamiento. Un encuentro secreto en San José, en enero pasado, reunió a representantes de las compañías más importantes y a altos funcionarios de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), con el objetivo de lanzar una campaña social media contra ISIS.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico