Murió el mismo día y a la misma hora en que nació

Ocuriró el 11 de octubre. El bisabuelo británico falleció a las doce del mediodía, misma hora en la que nació. Las probabilidades de morir el mismo día y a la misma hora en la que uno nació son de aproximadamente 200 millones a uno.

Jimmy Newell, pionero de la informática durante la Segunda Guerra Mundial, nació en la ciudad de Leeds, al norte de Inglaterra, un 11 de octubre de 1913 al mediodía.Increíblemente, murió a esa misma hora algo más de un siglo después.

"Mi padre siempre contaba la historia de que vino al mundo al mediodía, mientras doblaban las campanas del ayuntamiento de Leeds", rememoró el hijo de Jimmy, Graham Newell, de 65 años.

"Murió agararrándome la mano a las doce en punto, mientras yo estaba hablando por teléfono con mi hijo. Le dije que su abuelo acababa de fallecer y miramos el reloj: eran exactamente las doce del mediodía. En punto", remarcó con sospresa.

Jimmy había sufrido una fuerte caída dos semanas atrás en la que tuvieron que operarlo de la cadera, y si bien estaba en estado delicado, tenía muchas ganas de llegar a cumplir 103 años.

"Murió 16 días después de la caída. Todos los que le conocían sabían de su tremenda determinación. Hizo mucho deporte y estaba muy en forma para su edad", señaló el hijo mayor.

"Lo curioso es que si no hubiera sido por esa caída ahora estaríamos en España celebrando su 103 cumpleaños", apuntó Graham.

De acuerdo a los expertos, las probabilidades de morir el mismo día y a la misma hora en la que uno nació son de aproximadamente 200 millones en uno.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico