Ofrecen 200 mil pesos para dar con una joven víctima de trata

El Gobierno Nacional dispuso la recompensa para todos los que aporten datos que permitan dar con Yamila Elizabeth Cuello, una joven cordobesa desaparecida desde el 2009. La medida fue publicada en el Boletín Oficial.

A través de la resolución 159/2016, publicada este miércoles en el Boletín Oficial con la firma del ministro de Seguridad y Derechos Humanos, Germán Garavano, se estableció una recompensa para dar con una joven víctima de trata.

El Gobierno Nacional dispuso una recompensa de 200 mil pesos para quienes aporten datos que permitan dar con el paradero de Yamila Elizabeth Cuello, una cordobesa desaparecida desde 2009 y que sería víctima del delito de trata de personas.

El dinero estará destinado "a aquellas personas quienes, sin haber intervenido en el hecho delictual, brinden datos útiles que sirvan para dar con el paradero de Yamila Elizabeth Cuello".

La joven de 28 años, mide 1.70 metros de altura, contextura robusta, cabellos color castaño oscuro largo al momento de la desaparición, tez trigueña y cuatro tatuajes (un dibujo de Cupido en el hombro derecho, dos corazones rojos enlazados cuya inscripción dice "Lizi y Nahuel", una manzana roja en el seno derecho y una "Y" griega en el brazo derecho).

Yamila fue vista por última vez el día 25 de octubre de 2009, luego de ausentarse de su hogar en el Barrio Ampliación Las Magdalenas de la ciudad de Córdoba, desconociendo a la fecha su paradero.

Y por los sucesos ocurridos y los antecedentes de su entorno, la Fiscalía interviniente informa que se investiga que la desaparecida pueda ser víctima del delito de trata de personas y/o desaparición forzada de personas".

"Las personas que quieran suministrar datos, deberán comunicarse telefónicamente con el Programa Nacional de Coordinación para la Búsqueda de Personas Ordenada por la Justicia al (011) 5300-4020, previo informe del representante del Ministerio Público Fiscal sobre el mérito de la información aportada preservando la identidad del aportante", se indica en el boletín.

Desde la desaparición de Yamila, sus familiares sospecharon de una ex pareja que la había sometido a todo tipo de violencias, incluso la había obligado a tener relaciones sexuales con hombres a quienes él le debía plata producto del juego, según denunciaron.

La policía tomó la denuncia varios días después de la desaparición y comenzó a investigar la justicia local, a pesar de que ya estaba vigente la ley que establecía la trata como un delito federal.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico