Otra manifestación por el caso Gerez terminó con destrozos en comisaría

La Comisaría Primera de Caleta Olivia volvió a ser atacada el viernes por la noche por una treintena de individuos jóvenes que destruyeron a pedradas varios vidrios del frente del edificio y de un patrullero que se hallaba estacionado. El personal de guardia de la dependencia optó por no reprimirlos, acatando las directivas que con antelación había impartido la superioridad.

Caleta Olivia (agencia)
Entre los manifestantes se hallaban amigos de Gustavo Gerez, el joven que falleció en esa dependencia en la madrugada del domingo18 de septiembre a poco de ser detenido en la vía pública presuntamente por protagonizar incidentes, en tanto sus familiares acusaron a la policía de haberlo golpeado.
Los incidentes del viernes se registraron alrededor de las 21.30, luego de que el grupo que estuviera concentrado en la plazoleta del Gorosito se dirigiera directamente hacia la dependencia policial.
El jefe de la Unidad Regional Zona Norte, comisario mayor Dante Abboud, dijo que los agresores estaban encabezados por Sandra Gerez, hermana del fallecido, y que el personal de guardia de la comisaría acató la orden previa de replegarse y no responder el ataque para evitar mayores consecuencias.
Esta marcha de protesta tuvo una convocatoria muy inferior a la que se realizó cuando se cumplió un mes del deceso del joven que tenía 28 años, probablemente porque muchos vecinos no quieren verse involucrados en actos de vandalismo protagonizados por un reducido grupo que reside en el barrio Mirador.

VIOLENCIA SIN FIN
Los mayores incidentes por este caso ocurrieron a pocos días de ocurrido el penoso hecho que aún está en proceso de investigación y derivó en el procesamiento del oficial de policía que estaba a cargo del operativo en el que se detuvo a Gerez.
En esas circunstancias varios individuos también arrojaron piedras contra la misma comisaria y además pintaron frases en sus paredes y en autos estacionados, incluso en el edificio judicial que se encuentra en las inmediaciones. Los incidentes motivaron que las fuerzas policiales reprimieran a los manifestantes con gases lacrimógenos y accionaran armas con postas de goma, con un saldo de varias personas heridas.
Vale también recordar que semanas atrás aparecieron amenazantes frases escritas con aerosol en la vivienda del médico forense Rubén Vera Maidana, quien hizo el primer informe de la autopsia, el cual generó polémica.
Consecuentemente, la justicia ordenó exhumar el cuerpo de la víctima y trasladarlo a Río Gallegos para ser examinado por tres profesionales del Cuerpo Médico Forense del Tribunal Superior de Justicia, informe que está siendo evaluado por el juez de instrucción de la causa, Mario Albarrán.
Por los daños causados el viernes, el jefe de la Unidad Regional dijo que se elevaría un informe a la jefatura para que el mismo sea trasladado a esferas judiciales, confirmando además que ningún efectivo policial resultó lesionado.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico