Otra mujer grave al ser atropellada por un automovilista alcoholizado

Analía Gallardo fue embestida durante la madrugada de ayer cuando estaba por subirse a un remis en Kennedy y La Plata. El conductor de un Fiat Palio, identificado como Pablo Bustos Rodríguez, colisionó la parte trasera del remis y atropelló a la peatón. El test de alcoholemia arrojó positivo y quedó internado con custodia policial en calidad de detenido.

Ya el domingo se registró un grave accidente sobre la avenida Juan XXIII, donde el conductor de un Ford Falcon, Guillermo Velázquez (23), perdió el control del volante por manejar en estado de ebriedad y atropelló a Patricia Franzan (28). La mujer permanece en estado delicado y el automovilista se encuentra libre.
A cuatro días de ese accidente ayer se produjo otro de similares características en el que la nueva víctima, Analía Jimena Gallardo (25), resultó embestida por el conductor de un Fiat Palio, dominio GMY 084. Este último fue identificado por la policía como Pablo Bustos Rodríguez, de 34 años, quien conducía alcoholizado, confirmó esa fuente oficial.
Según declaró el chofer del remis de la agencia “Austral”, Oscar Maquiarena a la policía de la Seccional Quinta, el accidente se registró a las 5:45 sobre Kennedy y La Plata. En esos momentos Analía Gallardo caminaba con la intención de subirse al remis para dirigirse a su lugar de trabajo.
El chofer detuvo el Volkswagen Voyage -dominio MRU 289- sobre el margen de la vereda. La joven de 25 años ya le había hecho señas al remisero para que detuviera su marcha.
En esas circunstancias conductor del Palio impactó de atrás al remis y luego atropelló a la peatón. Esta quedó tendida sobre la cinta asfáltica con lesiones expuestas en la zona de la cadera y en ambas piernas. Ante el alerta a las fuerzas de seguridad, la mujer fue trasladada de urgencia al Hospital Regional.
El remisero indicó a la policía que Bustos Rodríguez tenía signos de ebriedad. Este también fue hospitalizado con un golpe en la cabeza. El examen de alcoholemia arrojó que el conductor del Palio tenía 1,44 gramos de alcohol por litro de sangre, precisaron las fuentes oficiales.
Tras el accidente la fiscal de guardia, Verona Dagotto, dispuso la realización de todas las actuaciones de rigor para deslindar responsabilidades en el accidente. Mientras a las 10 y conociendo la gravedad de las lesiones de la víctima, la fiscal Andrea Rubio dispuso la detención del conductor del Palio.
Por ello, se dispuso una consigna policial dado que al cierre de esta edición continuaba internado por las lesiones leves sufridas. Hoy, en tanto, será sometido a la audiencia de control de detención y formalización de la investigación.
Al cierre de esta edición, Gallardo se encontraba en una sala de terapia intensiva con múltiples fracturas de pelvis y también en ambas piernas, se informó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico