Otros macabros hallazgos

El 9 enero de 2014 una beba fue hallada muerta en el basural, encintada con papel film. Presentaba una malformación en una de sus orejas. Estaba envuelta cinco veces en bolsas de consorcio y atada con papel film en todo su cuerpito. La encontró José, un pibe de 16 años que la salvó de que se la comieran los perros.
Otro caso similar fue el ocurrido el lunes 28 de enero de 2013, cuando encontraron muerta una beba cerca de la cancha de fútbol del club General Roca. La criatura murió desangrada porque no le ataron el cordón umbilical.
El cuerpito fue arrojado sobre Marinero López, entre avenida Polonia y Francisco Behr, en la vereda norte del club. Un grupo de niños que jugaba en el lugar descubrió el cadáver, al que le faltaban una pierna y un brazo, extremidades que los investigadores presumen que fueron seccionadas por perros vagabundos.
Tiempo antes, el lunes 16 de abril de 2012 en el basural de Palazzo, detrás del cementerio de Kilómetro 9, apareció un bebé de unas 38 semanas muerto. El bebé de 54 centímetros yacía con el cordón umbilical y la placenta. Según reveló la autopsia, falleció en forma posterior a su abandono en el interior de una bolsa de nylon.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico