Para Fidel Nadal "Tek a ship" es "el mejor álbum de su carrera"

Tras dos largos años de espera este año el ex integrante de "Todos Tus Muertos" presentó el disco grabado íntegramente en Jamaica despertando buenas críticas. "Es un disco cien por ciento jamaiquino. El único argentino, entre comillas, soy yo. Es la única manera de emular el sonido de Jamaica", sostuvo en diálogo con Télam al ser consultado por el presente musical que atraviesa.

El músico Fidel Nadal calificó como "el sueño del pibe" y definió como "el mejor de su carrera" al disco "Tek a Ship", el registro número 19 de su etapa solista, que fue grabado en su totalidad en Kingston, Jamaica, con históricos músicos de ese país, y mezclado por el mítico productor Bobby Digital Dixon.
"Hay que imaginarse un pibito de barrio que creció escuchando Bob Marley y Peter Tosh durante años, se volvió fanático del reggae y, después de una carrera muy extensa, se le da esta posibilidad. Es fuerte", expresó a Télam el ex cantante de Todos Tus Muertos al ser consultado por el presente musical que atraviesa.
Sucesor del masivo "Internacional Love", "Tek a Ship" es un trabajo de 13 canciones, que logra recrear el sonido vintage de los clásicos discos de reggae jamaiquino grabados en los años '60 y '70, con muchos de los músicos que participaron en esas placas, como es el caso del saxofonista Dean Frazer y del trombonista Nambo Robinson, quienes trabajaron con Marley en "Survival".
"Es un disco cien por ciento jamaiquino. El único argentino, entre comillas, soy yo. Es la única manera de emular el sonido de Jamaica. Podés tener las mismas máquinas, ingenieros que trabajen con los mismos programas, pero hay una atmósfera, una vibración que no se puede copiar. Pasan los años y ellos siguen siendo los número uno en ese sentido", consideró Fidel.
Y añadió: "El otro día escuché un disco mío y caí. Antes no notaba la diferencia de sonido pero es abismal. Es como el dulce de leche. Podés llevar la receta para que lo hagan en otro lugar, pero lo probás y no es lo mismo".
Además de todo lo referente al sonido, la similitud con el espíritu de los discos clásicos del género también aparece en la temática de las letras, las cuales hacen referencia a la resistencia contra la opresión del blanco y al regreso de los negros a Africa.
En tal sentido, la canción que le da el título al disco alude a la Black Star Line, la compañía naviera creada por el profeta negro Marcus Garvey en los años '20 para repatriar esclavos a Etiopía.
En ese tono, aparecen títulos como "Mucha presión", "Vinimos para ganar", "Mantener las raíces" y "Ackee Tree", con la colaboración de Jah Thunder, entre otras.
Sin embargo, Fidel se reservó un espacio para hablar con crudeza de una ruptura amorosa, aunque aclaró que su intención principal era apelar a cuestiones afectivas que permitieran un autorreconocimiento en quienes escucharan las canciones, como en el caso de "Déjame pasar", "Me abandonó" y "Mi corazón está ahí".
"Quería escribir cosas que le hayan pasado a toda la gente al menos una vez en la vida. Quería tocar lo emocional porque eso es lo que te acompaña toda la vida y es lo fundamental en la vida humana", apuntó el cantante sobre este trabajo que desde abril cautiva a los amantes del género.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico