Para Linares, "fue más un acto político que ambiental"

El intendente Carlos Linares fue el único de los jefes comunales presentes ayer en Rawson que no firmó el documento completo de la cumbre antinuclear y antiminera que encabezó el gobernador Mario Das Neves en el Teatro José Hernández de esa localidad, aunque sí dejó sentada su oposición a que se instale una central nuclear a solo 100 kilómetros de Chubut.

"Voy a estar presente porque quiero ver qué es lo que se promueve y qué es lo que se dice de Comodoro, una ciudad que sigue pagando pasivo ambiental. Esta vez no quiero que se diga que no quise estar", indicó temprano Linares, en diálogo con Radio Del Mar, donde anticipó su necesidad de "escuchar y debatir, antes que de firmar".
Por la tarde, antes de regresar a Comodoro, Linares indicó a El Patagónico que no firmó el acta porque "no hubo espacio para el debate" y porque "tampoco se tuvo en cuenta a nuestra ciudad. En concreto, a mí más que un acto ambiental me pareció un acto político-partidario".
El titular del Ejecutivo dejó en claro que "soy defensor del medio ambiente. No estoy de acuerdo en que la planta nuclear se instale en Sierra Grande y defiendo la correcta utilización del agua, pero esa declaración hay que acompañarla con acciones concretas, de reparación para Comodoro, que hoy todavía tiene más de 5.700 pozos petroleros abandonados".
"Hay un pasivo socio-ambiental por el cual no veo una gran preocupación. Cuando se tratan estos temas me duele que nunca esté en consideración Comodoro porque parecería que no son temas de agenda de nadie. Del 100% de regalías petroleras, Comodoro recibe casi el 6% de la misma, con todo el pasivo social que estamos viviendo", explicó.
"Está muy bien lo de promover el cuidado del medio ambiente, pero debe hacerse en toda la provincia y no solo en una parte. No puede ser que todo se extraiga en Comodoro, sin la atención del pasivo ambiental y regalías que corresponde, y en otras regiones se rechace la producción. De todo esto quería y quiero discutir, antes de firmar algo", observó.
Respecto a los convenios celebrados, referidos al cuidado del agua y en defensa del medio ambiente, el jefe de la ciudad indicó que "acompañamos la expresión del agua que es un pedido de hace mucho tiempo, con un hecho puntual que es no tener terminado el Acueducto Sarmiento-Comodoro, y una SCPL con riesgo de quebranto. Sí fue positivo lo acordado en cuanto a la reutilización del agua en la actividad petrolera para caminos y locaciones".
"Firmamos el rechazo contra la instalación de la central nuclear aunque no contra la mega minería, hasta tanto no se aclare qué sucederá con el pasivo ambiental que deja la actividad petrolera en nuestra ciudad. No se habla de estas consecuencias, de los productos químicos en el suelo, o pozos abandonados. Cuando analicemos seriamente este tema, y de cómo será la actividad económica en la provincia, abriremos mayor debate", concluyó.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico