Para Pérez, la ley de lobby promoverá la "transparencia y la igualdad de trato"

La iniciativa establece, entre otras cuestiones, la obligatoriedad de los funcionarios de los tres poderes de llevar un registro público de sus audiencias, citando nombre y cargo de los visitantes y los temas allí tratados.

El secretario de Asuntos Políticos del Ministerio del Interior, Adrián Pérez, aseguró que el proyecto de Gestión de Intereses, que busca regular la actividad de lobby y favorecer el control ciudadano en la gestión de los tres poderes del Estado, promueve "no sólo la transparencia sino igualdad de trato" y sostuvo que la relación entre el sector público y privado "no está mal en la medida que se transparente".
Pérez expuso en una reunión de las comisiones de Asuntos Constitucionales, que preside Pablo Tonelli (PRO), y de Legislación General, a cargo de Daniel Lipovetzky (PRO), los principales aspectos del proyecto enviado semanas atrás al Congreso por el Poder Ejecutivo.
La iniciativa establece, entre otras cuestiones, la obligatoriedad de los funcionarios de los tres poderes de llevar un registro público de sus audiencias, citando nombre y cargo de los visitantes y los temas allí tratados.
"El proyecto va a ayudar muchísimo para poner transparencia en las relaciones que existen entre el sector público y el privado", aseguró Pérez, quien puso de relieve además que se trata de una de las tres iniciativas impulsadas por el gobierno nacional -junto con la ley de Acceso a la Información, ya sancionada, y otra que enviará próximamente de financiamiento de los partidos políticos - que hacen eje, dijo, "en la transparencia y la equidad".
Tras precisar que para la elaboración de la ley, se consultaron a asociaciones, sindicatos, representantes de empresarios de la UIA, CAME y ONG especialistas en transparencia, el funcionario sostuvo que "la relación permanente entre lo público y lo privado, no está mal, en la medida que se transparente" y señaló que la iniciativa "promueve no sólo la transparencia sino la igualdad de trato" entre ambos sectores.
El objetivo del proyecto -que ingresó el 20 de abril pasado a Diputados- es brindar nuevas herramientas de información y publicidad relativa a la actividad de los funcionarios públicos y remarca el concepto de igualdad de trato, es decir la obligación de los funcionarios de atender los pedidos de audiencia de todos aquellos actores que lo soliciten en referencia a un mismo asunto.
La iniciativa se complementa con la reglamentación parcial de la Ley de Acceso a la Información Pública que fue publicada recientemente en el Boletín Oficial (mediante el decreto 206/2017), y que había sido votada por el Congreso, el año pasado.
El proyecto prevé un mecanismo de circulación y examen de antecedentes, por el cual los agentes gubernamentales de cualquiera de los tres poderes y los ciudadanos en general tendrán acceso a la información relevante y necesaria, y la consecuente participación en el proceso de decisión.
Entre otras cuestiones, el proyecto define a la gestión de intereses como "toda actividad destinada a influir sobre el proceso de toma de decisiones de quien ejerce una función pública", a favor de "un interés propio o ajeno, sea de modo remunerado o gratuito, habitual u ocasional, planificado o incidental".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico