Paul McCartney: los 75 años de uno de los compositores más importantes del siglo XX

Con una trayectoria de más de medio siglo, McCartney nació un 18 de junio de 1942 en Liverpool y es autor de clásicos como "Yesterday", "Michelle", "Hey Jude", Let it be", "Penny Lane", "Get back" y "Lady Madonna", entre otros.

En medio de una de sus constantes giras por el mundo, en las que llena multitudinarios estadios, y un nuevo disco de estudio en preparación, el legendario músico británico Paul McCartney, el hombre que junto a John Lennon, su compañero en The Beatles, formó parte de la dupla compositiva más importante de la música popular del siglo XX, y uno de los artistas más influyentes de la cultura rock, cumple 75 años.
Con una trayectoria de más de medio siglo, este hombre nacido un 18 de junio de 1942 en Liverpool aparece como una figura fundamental de la cultura popular, por la prolífica autoría de clásicos como "Yesterday", "Michelle", "Hey Jude", Let it be", "Penny Lane", "Get back" y "Lady Madonna", entre otros de su etapa con la famosa banda en la que tocaba el bajo, y "Live and let die", "Maybe I'm amazed", "Band on the run" y "My love", entre algunas de su carrera con Wings y como solista.
Basta con señalar que se trata de uno de los líderes de la banda más importante de la música pop y que conformó con Lennon no sólo una exitosa dupla creativa, sino una especie de sociedad perfecta, en donde las virtudes de cada uno suplía las falencias del otro.
Por otra parte, Paul también se ocupó de retroalimentar su propio mito con la constante publicación de nuevas placas, en muchos casos de notable calidad, como ocurrió con "Chaos and creation in the backyard", de 2005; "New", de 2013; y "Run devil run", de 1999, entre otros.
Dotado de manera natural para la música, Paul aprendió a tocar de manera autodidacta varios instrumentos, una vez sorteada la dificultad de ser zurdo, entre ellos el piano vertical que ocupaba el living de su casa en el número 20 de Forthlin Road, en la zona liverpooliana de Allerton, propiedad de su padre Jim, un aficionado que había dirigido varias orquestas de baile de salón.
Fue este amor por la música y, en especial, por el rock, el motivo que lo unió a John Lennon, a quien conoció por Ivan Vaughan, un amigo en común, en 1957, en una feria llevada a cabo en la Iglesia Saint Peter, en donde su futuro compañero en The Beatles se presentaba con su grupo The Quarrymen.
Su conocida "adicción" a la adulación pública, según la caracterización en la que coinciden todos los biógrafos que trabajaron sobre su figura o la de The Beatles, lo llevó a mantener serias diferencias con sus compañeros cuando decidieron no continuar con las presentaciones en vivo, a partir de 1966.
Sus pretensiones de líder absoluto, algo para lo cual encontró un terreno liberado cuando Lennon dejó de mostrar interés por The Beatles al llegar Yoko Ono a su vida, fueron otro motivo de enfrentamiento con sus compañeros, hasta la ruptura de la banda, en 1970, algo que él mismo se encargó de anunciar a través de la publicación de "McCartney", un disco solista, a través de una autoentrevista incluida en el sobre interno.
Previamente, Paul se encontró en medio de un rumor, que hasta hoy persiste, referente a su supuesta muerte en un accidente automovilístico, así como en distintos escándalos periodísticos cuando reconoció que él también consumía drogas lisérgicas, como sus compañeros de banda.
Las críticas que le achacaban un carácter demasiado meloso a su música no le impidieron convertirse en el ex beatle más exitoso y prolífico

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico