Perdidos como el Corredor en los planes de un ministro

El ministro de Transporte se quedó sin brújula; pasillos vigilados y celoso recaudos para una reunión; La Pampa hace ruido en la Patagonia; un colado que finalmente pudo hablar; el cuadernito del señor Galíndez; las glorias de River y la mesa de los ex; dasnevismo y FPV con más nombres en la grilla de candidatos; el dirigente de la UCR que incomoda a todos.

La estrategia

El miércoles pasó por Comodoro el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, para encabezar la reunión con ministros patagónicos por el Plan Patagonia. Así como en su visita anterior había dejado una muy buena imagen, en base a su accesibilidad, buena disposición para hablar de todo y rapidez para contestar sobre cuestiones puntuales de neto corte comodorense, la semana que pasó diluyó ese capital.
Es que el mal humor que había comenzado a gestarse en las más de dos horas de espera del horario comunicado para la rueda de prensa, la organización levantó el intercambio cuando la cuarta pregunta todavía esperaba respuesta, para preservar al ministro y su equipo que, claramente, no tenían idea de obras o regiones a las que apuntaban los cronistas. Para hablar de la Circunvalación por ejemplo, la negativa a la de Comodoro vino con la aclaración que "la de Caleta si está en marcha", y el comentario de "nunca van a quedar incomunicados por un corte de la Ruta 3" fue seguido de un tenso silencio cuando los periodistas contestaron a coro "ya nos pasó". Para rematar el intercambio, tuvieron que correr a buscar un mapa cuando se consultó por el Corredor Bioceánico, del que claramente no tenían registro.

Casi le piden el DNI

El marco de esa reunión nacional no solo generó molestias a los periodistas, sino sobre todo a los referentes políticos de la ciudad y la región, que fueron lisa y llanamente ninguneados por la gente de Ceremonial de Nación.
Mientras todas las agendas anunciaban que el acto de apertura sería a las 11:30, eran más de las 13 cuando el acceso al primer piso del hotel Lucania donde se desarrollaba el encuentro de ministros permanecía franqueado por dos mujeres de Ceremonial que automáticamente trababan el paso del que quisiera subir. El intendente Carlos Linares, por ejemplo, aún siendo la autoridad de la ciudad anfitriona permaneció en el lobby para irse como había entrado. La diputada Ana Llanos tampoco pudo subir, y como los eufemismos no van con ella, se lo hizo saber a todo el hotel. El caso más vergonzoso fue sin dudas el del gobernador Mario Das Neves: debía participar del encuentro protocolar con Dietrich para firmar acuerdos incluso, y no sólo tuvo que explicarle a las chicas de la escalera quién era, sino que fue demorado varios minutos en la puerta de acceso al salón.
A juzgar por la demora en abrirle paso, la gente de Protocolo habría buscado en internet la imagen del gobernador chubutense, que después en rueda de prensa admitió que por poco le piden el DNI. "Ya le pasaremos la factura que corresponde" advirtió el mandatario, en uno de esos tonos irónicos que suele usar para anticipar cosas que definitivamente piensa hacer.

Reeditando manuales

Este plan de desarrollo genera varias suspicacias y delata que aquello aprendido en la Primaria en base a los manuales Santillana y sus coloridos mapas no es cierto. Sucede que en la zonificación del Plan Patagonia se incluye a La Pampa, que aunque políticamente fue incluida hace rato en esta región muy poco tiene que ver con los criterios históricos, económicos, climáticos, productivos, poblacionales e incluso paisajísticos en los que se basa la regionalización del país, donde de hecho todos los manuales escolares tienen a "la región pampeana", pintada de un estridente verde, bastante contrastante con el amarillito patagónico.
Más allá de estas cuestiones de manual, la inclusión de esa provincia en el Plan Patagonia genera incomodidades por otras cosas: el presupuesto de inversión anunciado, al menos en transporte, es de 42.000 millones y cerca de 10.000 ya se ejecutan en Chubut, provincia para la que como ya se dijo no hay más obras en carpeta, y el resto de los fondos suman un territorio más para participar de las inversiones. Además, como se supone que este plan también incluirá programas fiscales que impliquen beneficios impositivos entre otros, muchos consideran un escándalo que una economía como la pampeana reciba el mismo trato.

Colado

A propósito de la presencia de Dietrich en Comodoro, desde muy temprano se dejaron ver en el hotel convocante diversos referentes de la UCR, el PRO y la Coalición Cívica, que integran el frente Cambiemos y aguardaban el momento de la reunión política con el ministro. Uno que no pudo esperar fue Guillermo Schneider, quien aprovechó el primer descuido para "colarse" en el primer piso. No llegó a avanzar dos pasos que con un referente de prensa nacional de cada lado fue escoltado marcha atrás hacia la misma puerta por la que entró. El mal trago duró poco, porque Schneider pudo participar de la mesa posterior que encabezó Dietrich para hablar de estrategias con su gente en Chubut.

Tuti fruti

En esa mesa "chica" se sentaron con "Guillo" para hablar de política, referentes como Gustavo Menna, Gastón Acevedo, César Herrera, Juan Gutiérrez Hauri, los tres concejales radicales de Comodoro y el radatilense "Mito" García. También estuvo el ya mencionado Schneider, los "pro" puros Marcelo Cano e Ignacio Torres; Javier Genta como único referente de la Coalición Civica y dos ex buzzistas: Digna de Blanco y Martín Galíndez.
Más allá de su estratégica ubicación en una mesa en la que entró con fórceps, cuentan que este último sacó un cuadernito Rivadavia, de esos que vienen con forro araña, y se pasó todo el encuentro haciendo anotaciones. Además, se ocupaba de tapar con el codo y antebrazo todos sus escritos, no vaya a ser cosa que alguien supiera lo que "punteaba". Algún mal pensado señaló luego que el hombre estaba jugando un tutti fruti imaginario contra sí mismo, de allí su propia percepción de "ganador" que exhibe en las instantáneas del encuentro.

Mix de retirados

El sábado se dio un guiño cómplice en el hotel céntrico donde suelen encontrarse los dirigentes políticos. Fue cuando desde ambas mesas coincidieron en un cántico de hinchada. Es que un grupo de café era protagonizado por las glorias de River "Beto" Alonso, Leonardo Astrada y su séquito correspondiente, y en otra mesa, muy cerquita, se sentaban las "glorias buzzistas": el ex gobernador, Javier Touriñan, Rubén Zárate y compañía.
Mientras desde lejos ambos grupos tenían poco y nada en común, no cerró la mañana sin ese emotivo encuentro en el que fueron uno: "volveremos, volveremos" sonó en un solo rugido; aunque claro, con objetivos muy distintos.

Tapada

A pocas semanas del tiempo de oficializar candidaturas, la mayoría de las fuerzas la tiene bastante complicada para definir armados. En el caso de Chubut Somos Todos, por ejemplo -que es el partido que más cosas pone en juego dado que las dos bancas que se renuevan son del dasnevismo– las especulaciones fueron varias.
Ahora que definitivamente lo bajaron a Mariano Arcioni, confirmándolo como el retador en Comodoro 2019, se llegó a deslizar que la estrategia sería que tanto Sixto Bermejo como Nelly Lagoria repitan candidaturas. Los últimos días sin embargo, cobró mas fuerza otra especulación: el primer lugar de la boleta sería para un hombre del valle, probablemente Máximo Pérez Catan, secundado de una mujer comodorense: la titular del Area Programática Sur Mariana Fernández.

Ensayos

El FpV también la tiene complicada a la hora de definir boletas. La mayoría asegura que habrá que esperar la visita de la ex presidenta Cristina Fernández de Kirchner a Comodoro, confirmada para los primeros días de abril, ya que seguramente definirá con sus preferencias que podrían incluir al propio Carlos Linares. Otros sostienen que el intendente comodorense no pretende intervenir en ese armado, que respetará la candidatura del empresario Aidar Bestene, ya confirmado para las PASO por la Celeste y Blanca, y una tercera posición no se cansa de tirar nombres eventuales para una boleta. En ese esquema sonaron esta semana desde el "académico" Alberto Ayape hasta el ex titular del Area Programática Sur, Eduardo Wasserman.

Alejándose

Esta semana un rumor sorprendió a las huestes políticas del valle. Un chusotista de la primera hora contaba que algunos que se anotan en las internas del justicialismo pensando en agosto de este año y otros con esperanzas de llegar a 2019 con apetencias al sillón de Fontana 50, coincidirían en asesorarse con el mismo hombre que en viejas épocas tuvo en sus manos la comunicación de Mario Das Neves y en tiempos más cercanos la de Martín Buzzi. Estos habrían charlado, uno informalmente por su lado y el otro ya con requerimientos formales hacia este hombre, para que se encargue de llevar adelante parte de las campañas políticas. Al enterarse del asunto, los integrantes de la "mesa chica" de Chubut Somos Todos no pudieron disimular una sonrisa socarrona y no tardaron en sentenciar que si estos buscan acercarse al actual gobernador de la provincia "no será contratando a Daniel Taito". Otro, más realista y duro, sentenció: "parece que más que acercarse para lograr la venia y el apoyo del gober, lo que busca es alejarse". Una nueva pelea asoma en el firmamento de las candidaturas. No vale decir quiénes son los contratantes, ya todos saben de quiénes se habla y si no esperen unas horas.

Sacude tableros

Mientras tanto Chubut Somos Todos como Frente para la Victoria arman y desarman casi sin presiones, confiados de que polarizan la elección y probablemente se dividan las bancas en juego pongan a quien pongan en la boleta, hay un nombre con el que no contaban en la pugna electoral: el radical Gustavo Menna.
De los nombres en juego hoy, es el único que tiene peso específico propio e imagen ya instalada en toda la provincia. Mientras su lanzamiento definitivo todavía está en la gatera, el solo run-run ya generó preocupación en el resto, que daba para Cambiemos un tercer lugar cómodo. El abogado además le complica las cosas al mismísimo PRO, que pensaba posicionar esta vez a Ignacio Torres, joven con proyección pero que definitivamente no puede encabezar una boleta con Mena en segundo lugar, y tampoco le conviene ir en una boleta distinta para disputar las PASO.
Se confirme o no la candidatura, lo cierto es que el mero hecho de la posibilidad ya subió la vara, lo que no es poco considerando cómo venía el armado.

Vuelto

La interna en la Legislatura es más fuerte que cualquier otra por estas horas. Ya es vox populi que los secretarios legislativo y administrativo, Eduardo "Magú" Alberti y Raúl "Bulín" Fernández, se están jugando literalmente los cargos. Además, a esa disputa hay que sumar también los reclamos por los fondos de la casa que reclama "Bulín".
El caso es que el último Boletín Oficial de la Provincia llegó, paradójicamente, con una advertencia: fue con la publicación de la Resolución 175/16 del Tribunal de Cuentas de la Provincia, mediante la que se reclama la rendición de cuentas de la Legislatura correspondientes a los meses de marzo, abril, mayo y junio del Ejercicio 2016, por las que justamente resulta responsable el secretario Habilitado, Raúl Fernández.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico