Petroleros Jerárquicos finaliza el cerramiento de su obra en Río Gallegos

Continúa a todo ritmo la construcción de la sede del Sindicato de Petroleros Jerárquicos de la Patagonia Austral en Río Gallegos y está a punto de concluir una nueva etapa para lo que será la casa del afiliado. El encargado de la obra, ingeniero Santiago Molina, explicó los detalles de las tareas que se realizan en el comienzo de la segunda quincena de mayo.

"Estamos casi terminando una nueva etapa, esperando las aberturas que están en camino y que una vez puestas en Río Gallegos, procederemos a su colocación", dijo el ingeniero quien espera contar a principios o mediados de junio, con la etapa terminada tanto para revoques exteriores, aberturas y mampostería, y así tener todo listo para ejecutar la etapa de instalaciones de obra.
Molina expresó que hasta el fin de semana pasado, por algunos días los ha castigado mucho la lluvia y los ha salvado un poco el viento. "Realmente ha sido complicado muy complicado para trabajar, pero ya está preparada la superficie de colocación de mampostería. Lo único que tenemos que hacer, es esperar su llegada ponerla en su lugar y abulonarla, o sea que el trabajo que queda, si bien tiene una dificultad, es de los más sencillos", indicó.
El reencuadre ya está hecho dentro del edificio, por lo que no van a insumir mucho tiempo para terminar de colocarla, ante lo que Molina se mostró satisfecho. Detalló que han terminado ya casi con los revoques, les queda muy poco de tarea pendiente, y que ya se puede ir coordinando para ver qué día les toca con buen clima para poder ejecutarlo "porque si no, las temperaturas bajas nos lo dañan", explicó.
De la escala térmica reinante por estos días, dijo que están siempre en el orden de los 0°C. "Si bien tenemos productos anticongelantes que permiten trabajar entre 0°C y -5°C; tratamos que se haga en el transcurso del día. Como tenemos varias tareas, buscamos arrancar los revoques a las 11 de la mañana y tratar de cortarlos tipo 4 de la tarde y protegerlos con un nylon, más un anticongelante. Con eso estamos mucho más del lado seguro", especificó.
Molina enfatizó que una vez que tengan el cerramiento exterior y al estar ejecutada ya todas las mamposterías con sus respectivos revoques, procederán a ejecutar la estructura de placas de yeso únicamente, y a hacer el picado de pared para el ingreso de instalaciones, lo mismo se hará con todos los cielorrasos para las instalaciones de incendio, las sanitarias, de agua fría y caliente, pluviales, cloacales, y todo lo que es electricidad de baja y muy baja tensión, donde se computan alarmas, música funcional, cámaras y electricidad; además de red de datos, red telefónica y sensores de humo.
En el plano termomecánico, remarcó que para todo lo que es calefacción en este tipo de edificios se plantearon un piso que es el salón de usos múltiples con calefacción por aire caliente y los dos que son de oficina y de ingreso donde estarán ubicadas las salas de terapias alternativas, con radiadores. "Todo eso será ejecutado en la próxima etapa", adelantó.
El edificio consta esencialmente de 2.200 metros cuadrados que están distribuidos en tres plantas de alrededor de 680 metros cuadrados cada una.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico