Petroleros stand by extendieron el acuerdo salarial mientras la CEOPE no reconoce los $5 mil

Los trabajadores mantienen la retención de servicios en las empresas afectadas, después que ayer la audiencia entre el Sindicato de Petroleros Privados Chubut y las compañías pasó a un cuarto intermedio. En paralelo, prorrogaron el acuerdo con Tecpetrol por los operarios stand by.

El reclamo por el pago del bono no remunerativo de los sindicatos y las presiones de las empresas para flexibilizar el trabajo en el campo tiene una nueva temporada de capítulos luego de las elecciones gremiales. Primero fue el lunes con el paro en Weatherford y al día siguiente los conflictos se extendieron a Halliburton y otras empresas de servicios especiales de Chubut.
Las críticas del Sindicato de Petroleros Privados en esta provincia apuntan a la Cámara de Empresas de Operaciones Petroleras Especiales (CEOPE), que se niega a reconocer un acuerdo salarial firmado por las operadoras con los gremios de Chubut y de Santa Cruz: es el bono no remunerativo de $20 mil. Si bien ayer había audiencia, pasaron a un cuarto intermedio hasta hoy por los desacuerdos entre las partes.
Chubut y Santa Cruz lograron ese bono a mediados de año, cuando cerró la paritaria. El bono de $20 mil se pagaba en dos cuotas iguales, siendo la segunda a cobrarse este mes. Sin embargo, la CEOPE no firmó y sólo reconoció como válido un bono de $15 mil, en una cuota, firmado con el Sindicato de Petroleros de Neuquén, al mando de Guillermo Pereyra.
Desde el gremio que conduce Jorge Avila exigieron a las empresas que pagaron los $15 mil que completen el bono chubutense con los $5.000 restantes. En las empresas de CEOPE falta pagar ese monto, dicen desde el sindicato que activó el alerta y pidió a los delegados que sostengan las medidas de fuerza hasta tanto haya acuerdo en Buenos Aires, en la audiencia en el Ministerio de Trabajo de la Nación.
El primer encontronazo fue en abril, cuando la CEOPE propuso un procedimiento preventivo de crisis para suspender personal y hacer rotaciones en los equipos de torre que tengan trabajo. La entidad empresarial consideraba que de ese modo se mantenía la salud financiera de las contratistas y se evitaban despidos masivos.
Luego vino el planteo de la CEOPE y el gremio empresarial de las operadoras, la Cámara de Empresas Productoras de Hidrocarburos (CEPH), para discutir sobre la productividad en los yacimientos. La agenda incluye el trabajo con viento, el montaje-desmontaje de equipos en turno nocturno y la multifuncionalidad para evitar mano de obra ociosa. El Sindicato de Chubut denuncia "una flexibilización laboral encubierta".
ACUERDO CON TECPETROL
Otro de los encuentros de Avila y los delegados de servicios especiales fue ayer con Tecpetrol, con la que firmaron una prórroga por 90 días por los petroleros stand by. Los operarios sin tarea asignadas cobrarán el 70% del sueldo hasta que algún equipo reactive y sea convocado.
Las empresas que firmaron junto a la operadora Tecpetrol, encargada de El Tordillo, fueron sus contratistas DLS, San Antonio Internacional, SP Argentina, Marbar y Tuboscope Vecto. En esta situación hay unos 1.000 trabajadores convencionales y jerárquicos.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico