Policía imputado de asociación ilícita accedió a prisión domiciliaria para cuidar a su madre

El oficial Pedro Benítez fue beneficiado con el arresto domiciliario por el término de tres meses. Así se resolvió ayer durante la revisión que se efectuó a pedido de la defensa y en virtud del delicado estado de salud de la madre del imputado. La Fiscalía consintió la medida y pidió custodia policial permanente en el domicilio del compañero de causa de "Chatrán" Hernández, Juan Cuellar Gamboa, Guillermina Almada y el comisario Alejandro Pulley. Este último investigado por cohecho y los restantes por asociación ilícita.

El cuadro probatorio que viene conformándose en lo que va de la investigación complica cada vez más al oficial de la Policía del Chubut, Pedro Daniel Lázaro Benítez, quien venía cumpliendo prisión preventiva en Trelew por pedido propio, imputado en Comodoro Rivadavia como partícipe de la asociación ilícita que según la Fiscalía tiene como jefe al colombiano Juan Carlos Cuellar Gamboa y como organizadores a César "Chatrán" Hernández y Guillermina Ferreira Almada.
Las pericias caligráficas que se realizaron confirmaron que fue de su puño la firma que figuran estampadas en varias actas policiales, una de las cuales presentó Cuellar Camboa junto a Hernández cuando intentaron retirar del Corralón de Trelew una camioneta que había sido robada en Comodoro Rivadavia.
Como se dijo más arriba, el oficial está imputado como partícipe de una asociación ilícita pero también se suma a ello el delito de incumplimiento de los deberes de funcionario público –ambos delitos excarcelables--, a los que se le agregan al menos tres estafas reiteradas y falsificación de documento público, todo ello en concurso real. Esto le permitirá a la Fiscalía, al momento de fijar su pretensión punitiva, ubicarse en los cinco años de prisión.

PLANTEOS
La audiencia de ayer se realizó por el sistema de videoconferencia entre Comodoro Rivadavia y Trelew. En la Oficina Judicial local el acto fue presidido por la juez natural de la causa, Daniela Alejandra Arcuri, mientras que el Ministerio Público Fiscal fue representado por la fiscal general Camila Banfi.
El acto fue motivado por la defensa de Benítez, desde donde se ofreció un informe social sobre el domicilio de la madre del oficial imputado y el informe médico sobre la operación a la que fue sometida la mujer y los cuidados a los que debía estar.
En ese contexto se informó que la madre del detenido no tiene ningún otro familiar en Trelew que pueda cuidarla por los tres meses que requirió el facultativo.
Al momento de pedir la morigeración de la prisión preventiva, la defensa indicó que cesaron los peligros procesales de Benítez a partir de la detención de César Hernández, aunque la fiscal Banfi no coincidió con ello y afirmó que hasta el momento no variaron el peligro de fuga ni el de entorpecimiento. De todos modos, consintió la morigeración y pidió que sea por el término de tres meses y con la custodia permanente de la policía.
Tras escuchar a las partes la juez resolvió hacer lugar al arresto domiciliario, ordenándose la vigilancia policial permanente en el domicilio de la madre de Benítez.
En otro orden, la Fiscalía todavía tiene pendiente de producción la prueba de apertura de los seis teléfonos celulares que fueron secuestrados a Benítez, de los cuales podrían surgir nuevos datos de interés para la causa que fuera declarada compleja.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico