Policía metropolitano murió en tiroteo cuando allanaron su casa por secuestros

Un policía metropolitano murió tras tirotearse con efectivos de la Bonaerense que realizaron un allanamiento en el partido de Esteban Echeverría luego de una investigación a una banda que cometió varios secuestros extorsivos, informaron fuentes de la fuerza.

El hecho ocurrió en una casa ubicada en la calle General Paz al 2100 de la localidad de Monte Grande, en la zona sur del Gran Buenos Aires. Fuentes policiales informaron que el juez federal de Lomas de Zamora, Federico Villena, había ordenado 18 allanamientos en el marco de una investigación que incluyeron varias semanas de escuchas telefónicas por varios secuestros extorsivos cometidos en dicho distrito.
En ese contexto, efectivos de la Dirección Departamental de Investigaciones (DDI) Almirante Brown que venía trabajando en la pesquisa y del Grupo Halcón ingresaron a una vivienda. Al entrar al inmueble, un joven que estaba con su esposa y su hijo de dos años supuestamente atacó a balazos al personal policial que repelió la agresión, por lo que se originó un tiroteo.
El propietario de la casa, que no tenía un pedido formal de detención, recibió al menos un disparo que le causó la muerte en el lugar, mientras que los policías resultaron ilesos. Según las fuentes, el personal constató minutos después que se trataba de un efectivo de la Metropolitana, identificado como Cristian Silva (25), quien hacía tres meses que había ingresado a esa fuerza. El cuerpo fue trasladado a una morgue para que se realice la autopsia y de esa manera determinar las causas de la muerte.
En tanto, si bien fuentes de la investigación aclararon que la Policía no iba con el fin de detener a Silva, los pesquisas creían que en ese lugar la banda de secuestradores guardaba armas de fuego que utilizaba para cometer los hechos delictivos.
No obstante, otra hipótesis que se intentará determinar es si en realidad la Policía Bonaerense cometió un error y si iban con la intención de detener a otra persona. La pesquisa quedará bajo la órbita del personal de la División Homicidios de la Policía Federal, en tanto que las armas utilizadas serán peritadas por Policía Científica de esa misma fuerza.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico