Por la muerte de Lucas Fuentes hoy van a declarar cinco presos

El fiscal de la causa, Marcelo Cretton, tomará testimonio a cinco detenidos de la Comisaría Mosconi que se encontraban en los calabozos lindantes a aquel en que estaba Lucas Fuentes al momento de morir. El resultado de la autopsia, en tanto, demorará varios días para determinar las causas del fallecimiento y poner luz al caso que involucra a la policía.

Cinco presos que se encuentran alojados en la Comisaría Mosconi hoy concurrirán al edificio del Ministerio Público Fiscal para aportar información a la causa que investiga la muerte de Lucas Eduardo Alberto Fuentes (20), quien el jueves fue hallado sin vida en una celda de aislamiento y con una frazada en el cuello.
Fuentes oficiales precisaron a El Patagónico que declararán dos presos de la justicia ordinaria y otros tres de los estrados federales. Los internos estaban en las celdas contiguas a la que se hallaba Fuentes y podrían ser se suma importancia sus testimonios. El propio fiscal de la causa, Marcelo Cretton, será el encargado de indagar a los reos.
Un primer aspecto que pone en duda el presunto suicidio como está caratulaba la causa fue que esa misma mañana el joven -condenado por robo- denunció a un turno completo de la Seccional Tercera por maltratos y apremios ilegales. En esa dependencia del barrio Industrial, Fuentes cumplía la pena que le impuso la justicia y en febrero ya iba a acceder a la libertad condicional.
En esa audiencia Fuentes señaló con nombres y apellidos a una decena de efectivos que lo habrían hecho enfrentarse con el resto de los internos, y dos días antes de su muerte le habrían arrancado dos dientes durante una golpiza, denunció su madre, María Egea.
La mujer está convencida de que "está comprobado que lo mató la policía" y no cree en la versión oficial de que su hijo se suicidó.
El fiscal general Marcelo Cretton precisó ante Canal 9 que el joven ingresó a la Comisaría Mosconi a las 14:25 del jueves último y fue encontrado muerto a las 20, según indica el parte diario de la dependencia.

A LA ESPERA DE
LA AUTOPSIA
Hasta el momento en la investigación "hay una nota que se secuestró, las pertenencias (de Fuentes), tenía un encendedor y había dos cuestiones propias del sector donde estaba un colchón y una frazada que también fue secuestrada", detalló el acusador público.
Respecto al escrito incautado fuentes oficiales confirmaron que Lucas le dirigió al jefe de esa seccional, comisario Pablo Jaramillo, para solicitarle el cambio de celda debido a que no contaba con luz y otras comodidades. Dicha celda no estaba en condiciones para alojar a un preso.
En cuanto al resultado de la autopsia, el fiscal sostuvo: "se espera el resultado de la autopsia" y sólo se conoce que Fuentes murió por asfixia mecánica, según lo determinó el estudio forense.
No obstante, "hay que ver si hay una causal o no que determine la médica forense que todavía no ha entregado la autopsia", analizó.
El Ministerio Público Fiscal trabaja en conjunto con la delegación local de Gendarmería Nacional, a cargo del alférez Horacio Dos Santos Oliveira. Las pruebas serán analizadas por el Equipo Técnico Multidisciplinario de Rawson.
Cretton evaluó que el resultado de la autopsia "obviamente va a llevar sus días porque tienen que cotejar una serie de datos para llegar una conclusión final".
Los investigadores descartaron que el cuerpo haya tenido lesiones o moretones de golpes tapados con maquillaje como lo expuso la madre de Fuentes.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico