Por un alerta emitido desde EE.UU. ubicaron a un pedófilo en Truncado

Personal de la División de Investigaciones de la Policía de Santa Cruz allanó el jueves un ciber café y un domicilio particular de Pico Truncado, en los cuales halló suficientes pruebas que delataron el accionar de un individuo de 28 años que reside en esa localidad y que se dedicaba a transmitir escenas de pedofilia a través de internet.

Caleta Olivia (agencia)
El grupo de investigación local que contó con el soporte de División de Apoyo Tecnológico que arribó desde Río Gallegos, actuó bajo directivas del juez de instrucción Leonardo Cimini Hernández, quien a su vez respondió a un alerta que surgió desde el Centro Internacional para Niños Desaparecidos y Explotados que tiene sede en los Estados Unidos (ICMEC por sus siglas en idioma inglés).

Ese organismo, creado en 2014, propició la firma de un convenio multinacional a cual adhirió Argentina, creándose una red de búsqueda y protocolo para que diferentes países intervengan de inmediato en casos de pornografía infantil (pedofilia) que se difunde por internet.

Además, vale señalar que no es el primer caso que se detecta en Pico Truncado ya que hace pocos años se ubicó allí a otro individuo en base a una investigación que se iniciara en España.
Por el nuevo hecho, las fuentes consultadas por El Patagónico indicaron que ICMEC reportó a la Cancillería argentina datos sobre la procedencia de las escenas pedófilas, además de pornografía en general.
La información recayó en el juzgado de Cimini Hernández, quien requirió la intervención de la DDI que a nivel provincial está a cargo de comisario Carlos Aminahuel.

PROCEDIMENTOS

El jueves, y por un lapso de varias horas, se realizaron dos allanamientos, el primero de ellos en el ciber café Station, ubicado en la calle Mariano Moreno, donde se logró ubicar los IP de las computadoras por las que se subió a la web el material pedófilo mediante la utilización de teléfonos celulares y pendrivers.
El propietario de ese local comercial no tendría ninguna vinculación con el hecho, pero allí se pudo establecer la identidad del sujeto que emitía el material ya que se accedió a su correo personal.

Si bien la misma no fue suministrada oficialmente, fuentes confiables revelaron que se trata de Cristian Valdéz, quien reside en la calle Gobernador Gregores (entre 13 de Diciembre y Mosconi) de esa misma localidad y que no posee servicio de internet en su domicilio.

En ese lugar se realizó el segundo allanamiento con el apoyo de personal de la Comisaria Seccional Segunda, y tras una minuciosa inspección los policías encargados de la investigación secuestraron no solo teléfonos celulares y otros dispositivos de almacenamiento de fotos e imágenes vinculadas con la causa, sino también indumentaria de corte pornográfico que se cree era utilizada para producir el material pedófilo.

Valdés fue trasladado a una comisaría y pocas horas después recuperó su libertad ya que el delito que se imputa es excarcelable, aunque quedó sujeto a la causa.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico