Preacuerdo con bonistas italianos que habían quedado afuera del canje

El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, anunció ayer que el gobierno nacional alcanzó un "preacuerdo" con los bonistas italianos que habían quedado afuera de los canjes de la deuda pública en cesación de pago realizados en 2005 y 2010, para pagarles U$S 900 millones, la tercera parte de los U$S 2.700 con fallo favorable en el tribunal de arbitraje del Banco Mundial, y cuyo reclamo a su vez representa el 30% de la demanda de los holdouts en los tribunales de Nueva York.

"Hemos llegado a un preacuerdo con 50 mil bonistas italianos, de una deuda de U$S 900 millones de dólares, que representa 15% de la deuda que está fuera de los acuerdos con los acreedores, y 30% de la demanda ante el juez federal de Nueva York, Thomas Griesa", precisó Prat Gay en conferencia de prensa en la Casa de Gobierno, acompañado por el jefe de Gabinete, Marcos Peña.
Allí precisó que en el preacuerdo se está "reconociendo el capital y un interés prudente que refleja las tasas de interés de los últimos años, pero mucho menor que la sentencia acordada en el Ciadi", el tribunal del Banco Mundial para resolución de controversias entre inversionistas privados y gobiernos soberanos, donde los bonistas habían reclamado U$S 2.700 millones.
"Es un primer paso para ir normalizando lo que más nos preocupa de esta discusión, que es el cálculo de intereses", subrayó Prat Gay
En ese sentido, afirmó que de acuerdo con lo solicitado por el presidente Mauricio Macri, Hacienda avanzará hacia un acuerdo con el resto de los bonistas que reclaman, "lo más rápido pero lo más justo posible".
Sin embargo, advirtió que "algunos bonistas quieren lograr una tasa de interés que bajo cualquier criterio de justicia es inaceptable".
Por eso, subrayó que "el ejemplo del acuerdo con los italianos es importante", porque remarcó que "el interés que se reconoce es la tercera parte que tenía la sentencia", donde los bonistas italianos habían reclamado U$S 2.700 millones.
De esta manera, el ministro dejó entrever que la intención del Gobierno sería avanzar con acuerdos similares con los fondos buitre y el resto de los tenedores denominados "me too", por los cuales aceptaría abonar un tercio de lo reclamado, para cerrar el litigio en Nueva York.
"Estamos avanzando con los 'me too' para que se entienda que lo nuestro es lo razonable y lo justo", sostuvo Prat Gay, quien de todos modos indicó que "la ronda final depende de la disposición del que que tiene una posición más dura y de la postura del juzgado y el mediador".
A su criterio, la propuesta argentina "lleva racionalidad, firmeza y la convicción de un acuerdo duradero: el mejor acuerdo posible para que Argentina vuelva a funcionar".
Los bonistas italianos con los cuales se alcanzó el preacuerdo están enrolados en la denominada Italian Task Force Argentina, que lidera el abogado Nicola Stock.
Habían llegado a reclamar U$S 2.700 millones ante el Ciadi, donde obtuvieron sentencia favorable, y a partir de este fallo continuaron su demanda en los tribunales de Griesa.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico