Prueba de Nissan NP300 Frontier – LE 4×4 Manual

El sitio www.carsmagazine.com.ar aportó un test de la nueva pick-up de la marca japonesa, que llega desde México pero que desde 2018 será nacional.

La unidad que cedió Nissan Argentina para la prueba fue una LE 4×4 con transmisión manual de 6 velocidades, cuyo precio, vigente a febrero de 2016, era de $614.500. Recordemos que la gama también incluye versiones LE 4×4 Automática (7 velocidades), a $692.366; y LE 4×2 Manual, a $549.478. Como en toda la oferta local de la marca nipona, la garantía es de 3 años o 100.000 kilómetros.

POR FUERA

A nivel diseño, desde CarsMagazine.com.ar consideran que la NP300 Frontier se posiciona entre las pickups más atractivas del segmento "midsize". Y es algo que surge casi naturalmente, no sólo por sus modernas líneas, sino porque incorpora, de serie, varios aditamentos estéticos que sus competidoras sólo ofrecen como opcionales. Y de esa forma, su imagen ya marca una diferencia.
Concretamente, nos referimos a las llantas de 18 pulgadas (en diseño multirrayo y bitono); a los estribos, barras de techo, ventanillas traseras y luneta oscurecidas; y a los cromados en la parrilla frontal, contorno de faros antiniebla, espejos, manijas de puertas, marco inferior de ventanillas y paragolpes trasero.
Asimismo, se destacan las luces diurnas de LED en formato de "boomerang", y los intermitentes de giro, también en LED, incorporados en los espejos exteriores.

POR DENTRO

Por ser una pickup, comenzaremos hablando de la caja de carga. Y aquí también, la NP300 Frontier establece, de entrada, diferencias sobre sus competidoras, ya que ofrece, de serie, soluciones que en otros modelos hay que agregar como opcionales. Puntualmente, nos referimos al protector de caja con función antideslizante (llamado "bedliner") y a los exclusivos ganchos móviles de sujeción de carga, colocados en los laterales internos de la caja (son cuatro, dos a cada lado, y se ajustan sobre rieles). De esta forma, es más fácil y práctico asegurar la carga.

AL VOLANTE

La NP300 Frontier se destaca especialmente por dos aspectos: por un lado, las prestaciones que desarrolla el motor turbodiésel (de origen Renault) de 2.3 litros, 4 cilindros, 16 válvulas y 190 caballos; y por otro, por el equilibrio dinámico que le confiere el inédito esquema de suspensión trasera que combina un eje rígido con sistema multibrazo. Así, la pickup de Nissan acelera casi a la par de un automóvil promedio (de "0 a 100" en 11 segundos; ver ficha completa debajo) y propone un desempeño dinámico y confort de marcha a la altura de un SUV. De esa forma, por momentos es habitual perder de vista que se está al volante de una pickup, un vehículo que en esencia está concebido para el trabajo.
Entre las pickups medianas con transmisión manual, sólo la Ford Ranger, con 470 Nm, supera a la NP300 Frontier en este apartado.
De esa forma, el producto de Nissan se destaca por su agilidad y contundente respuesta, con muy buenos valores de recuperaciones (a la hora de un sobrepaso) y desde luego, para instancias complejas en el "off road" o a la hora de subir una pendiente con carga completa (en situaciones extremas, es de suma utilidad el bloqueo electrónico de diferencial trasero, que permite trepar con las ruedas posteriores girando a la misma velocidad, sin pérdidas de tracción).
A nivel seguridad, la dotación de la NP300 Frontier (para todas las versiones) se destaca por incluir Programa Electrónico de Estabilidad (ESP), ayuda al arranque en pendiente, faros antiniebla delanteros y cámara de retroceso. Además, las variantes 4×4 agregan control de descenso.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico