Quemaron un auto de la Policía Científica en medio de un allanamiento en el Abásolo

Un automóvil de la Policía Científica fue incendiado ayer alrededor de las 20:30 en momentos en que la Brigada de Investigaciones detenía a Walter Cerroria en su domicilio. Fue en medio de cuatro allanamientos simultáneos en los barrios Abásolo y Amaya. La policía alcanzó a ver al autor del ataque incendiario, pero no lograron detenerlo. En las requisas ordenadas por la Justicia para desarticular a una banda que protagonizaba violentos asaltos domiciliarios en los que se llevaban como botín televisores, se detuvo a Héctor Oyarzo además de Cerroria. A la vez, se secuestraron dos armas de fuego, municiones, prendas de vestir y teléfonos celulares. Resta la captura de un tercer sospechoso.

Aunque resta que los propios damnificados identifiquen bienes que les fueron robados, la Brigada de Investigaciones de la Policía de Comodoro Rivadavia logró recuperar en los allanamientos de ayer elementos como teléfonos celulares y prendas de vestir que la "Banda de los Tv", compuesta por tres individuos, habría sustraído en los violentos asaltos domiciliarios que protagonizó durante las últimas semanas en horario nocturno.
Estos elementos, junto a armas de fuego y municiones, fueron hallados por policías que concretaron los allanamientos bajo las órdenes de los investigadores Juan Carrasco y Pablo Lobos.
Las requisas desarrolladas en tres viviendas del barrio Máximo Abásolo y una del barrio Abel Amaya fueron solicitadas por la funcionaria fiscal Natalia Gómez y autorizadas por el juez Mariano Nicosia. Además de la Brigada de Investigaciones y Policía Científica, participó personal de la Seccional Séptima.
La primera de las diligencias se realizó en el Código 476 al 400 del barrio Abel Amaya donde se incautaron un revólver calibre 22, prendas de vestir, municiones de varios calibres y dinero en efectivo. Allí se detuvo a Héctor Oyarzo que quedó alojado en la Seccional Tercera.
Los allanamientos continuaron en el Máximo Abásolo, el principal de ellos en un domicilio ubicado sobre Luis Sandrini y Aníbal Troilo donde se detuvo a Walter Cerroria. A la vez, se secuestraron una pistola calibre 9 milímetros marca Pietro Beretta, cargadores con municiones y dinero en efectivo.
En ese lugar se vivieron momentos de extrema tensión cuando un individuo que no logró ser detenido le prendió fuego a un automóvil de la Policía Científica, que terminó totalmente destruido a pesar de la rápida llegada de los Bomberos.
Otro de los procedimientos se llevó a cabo en Luis Sandrini al 4.500 donde se secuestraron teléfonos celulares y la última requisa se efectuó en Los Jazmines al 1.000 donde encontraron más teléfonos celulares.

LA CAUSA

Los allanamientos se realizaron tras una serie de asaltos que perpetró la "Banda de los TV" en las últimas semanas y que se sospecha que integraban los dos detenidos junto a un tercer individuo que todavía no logró ser capturado.
Uno de esos violentos robos se produjo el 14 de julio en el barrio Roca cuando un matrimonio y un vecino miraban el partido de fútbol entre Boca e Independiente del Valle, de Ecuador, por la Copa Libertadores.
Tres delincuentes – uno de ellos armado- rompieron la cerradura del domicilio, redujeron a las víctimas y los despojaron de dinero y electrodomésticos, incluyendo el televisor en el que estaban viendo el partido.
El mismo modus operandi se repitió en domicilios de los barrios José Fuchs y Pueyrredón, donde sus propietarios fueron golpeados y los delincuentes se alzaron con televisores y otras pertenencias.
En uno de los robos los delincuentes se movilizaban en un Fiat Palio de color rojo que habían robado y que abandonaron incendiado en Mariano Rodríguez y Rementería.
Asimismo, los investigadores no descartan que la "Banda de los TV" esté involucrada en el incidente ocurrido el 13 de julio cuando un grupo de delincuentes sorprendió a una familia del barrio Stella Maris mientras almorzaba.
Los individuos buscaban drogas, pero se habían equivocado de domicilio. Se fueron, aunque se llevaron un notebook y los teléfonos celulares de las víctimas.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico