Reconoció que se robó hasta los calzoncillos

En el marco de un juicio abreviado que se desarrolló en Sarmiento, Eduardo Andrés Troman fue condenado a 8 meses de prisión en suspenso, pero antes debió reconocerse autor del robo de la vivienda de la que se llevó hasta los calzoncillos de la víctima. El juez también le ordenó que termine sus estudios secundarios.

El acuerdo de juicio abreviado al que arribó la fiscal general de Sarmiento, Laura Castagno, con Eduardo Andrés Troman (27) y el abogado adjunto de la Defensa Pública, Gustavo Oyarzún, fue puesto a consideración del juez penal Roberto Casal, a quien se solicitó su homologación.
La audiencia se celebró en la Oficina Judicial de la ciudad de los lagos y en la oportunidad Castagno explicó la propuesta de acuerdo realizado entre la Fiscalía, el acusado y su abogado defensor.
Con respecto a los hechos, indicó que los mismos ocurrieron el 3 de diciembre de 2015, a las 00:20 aproximadamente, cuando el acusado ingresó por la fuerza a un domicilio ubicado sobe la calle Malvinas Argentinas del barrio Parque 21 de Junio.
En ese lugar sustrajo una computadora, un TV Led y una mochila del Ejército Argentino. También se llevó distintas prendas de vestir, entre las que se incluyeron cinco calzoncillos boxer.
La policía fue alertada por un vecino, lo cual permitió que interceptaran el vehículo en el que se movilizaba el sospechoso que terminó detenido y se recuperó la mayoría de los elementos sustraídos.
Luego, la representante de la parte acusadora describió los elementos de prueba, testimoniales y documentales, colectados en la etapa de investigación.
En tanto, sobre la calificación legal escogida se acordó que se trataba de un hecho de robo simple consumado. En tanto, la pena consensuada fue la aplicación de una condena de ocho meses de prisión de ejecución condicional.
A su turno, Oyarzún acompañó la propuesta del Ministerio Público Fiscal manifestando su conformidad de que se proceda abreviadamente en este caso.
Así las cosas, Troman reconoció los hechos descriptos en la acusación pública, asumió su participación y manifestó su acuerdo con la pena propuesta por las partes.
Después de controlar la seriedad del acuerdo propuesto por las partes, Casal procedió a dictar una sentencia condenatoria contra Troman como autor responsable del delito de robo simple consumado. En consecuencia, le impuso una pena de ocho meses de prisión de cumplimiento condicional.
En su resolución también se fijaron reglas de conducta que deberá cumplir por el término de dos años, mientras que cada tres meses tendrá que presentarse ante un órgano de control, no podrá concurrir al lugar de los hechos y deberá finalizar sus estudios secundarios.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico