Sarmiento: otorgaron la libertad al condenado por abuso sexual

El tribunal colegiado de Sarmiento que revisó la prisión preventiva que venía cumpliendo un condenado por abuso sexual, finalmente hizo lugar al planteo de la Defensa Pública y le otorgó, por unanimidad, la libertad condicional que a la que debió haber accedido hace cuatro meses por el requisito temporal.

Se ordenó el cumplimiento de una serie de medidas de conducta, entre ellas, no podrá acercarse a la víctima.
Los jueces penales de Sarmiento, Daniel Pérez y Alejandro Rosales, hicieron lugar a la libertad condicional que fuera requerida por la defensa pública que asiste a un hombre condenado por abuso sexual simple y agravado por el vínculo. El individuo fue condenado en primera instancia a siete años de prisión y en segunda instancia la Cámara Penal de Comodoro Rivadavia readecuó la calificación y redujo la pena a tres años, por lo que el requisito temporal para acceder al beneficio se cumplió hace cuatro meses.
Tras disponer el cese de la medida cautelar, el tribunal impuso medidas sustitutivas de la prisión preventiva a fin de asegurar la sujeción al proceso, el desarrollo regular del procedimiento y la aplicación de la ley, por lo que el condenado deberá fijar domicilio, someterse al control de la Agencia del Tribunal, presentarse semanalmente en la Comisaría de Sarmiento, no podrá salir de la ciudad sin autorización judicial, ni acercarse al domicilio de la víctima.

IMPUGNACION

Tal como informó El Patagónico, el tribunal dictó un cuarto intermedio hasta ayer al mediodía y una vez retomado el acto el juez Rosales explicó que el condenado está detenido desde el 6 de agosto del año pasado y a la fecha superó el término previsto en el artículo 13 del Código Penal.
Asimismo, recordó que la sentencia dictada por la Cámara en lo Penal no se encuentra firme, por lo que se encuentran vigentes los plazos para impugnar.
En otro orden el juez sostuvo que el artículo 226 del Código Procesal Penal, en su inciso segundo, establece: "la privación de la libertad finalizará cuando su duración supere o equivalga a la condena que se espera, por consideración, incluso, de la posible aplicación de reglas penales referidas a la remisión de la pena o a la libertad anticipada".
Al respecto agregó: "conforme a los criterios procesalistas que rigen la materia, las medidas cautelares en el proceso penal procuran garantizar sus fines, son excepcionales y provisionales. Es decir, se dictan y se extienden en cuanto resulten necesarias para asegurar la averiguación de la verdad, el desarrollo del procedimiento y la aplicación de la ley".
En este marco, Rosales indicó: "otra de sus características fundamentales es que deben ser proporcionales. Esto es, no deben ser más perjudiciales que la sanción a imponer".
En su resolución, citó jurisprudencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y señaló: "la medida cautelar no debe igualar a la pena en cantidad y en calidad. La proporcionalidad se trata de una ecuación entre el principio de inocencia y el fin de la medida cautelar, no se trata de una equivalencia. En este sentido, se debe considerar en abstracto si de haber mediado condena los plazos hubiesen permitido solicitar la libertad provisoria o anticipada".

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico