Sarmiento: quedaron en prisión preventiva los sospechosos del violento asalto a un bar

Por pedido de la Fiscalía, el juez Roberto Casal imputó ayer a los tres individuos, uno de ellos menor de edad, que están sospechados de haber ingresado el domingo a la madrugada a un local nocturno, efectuado disparos, apuñalado al dueño y golpeado a un cliente, para alzarse con un total de 7.000 pesos. Hay otros tres sospechosos que tiene pedido de captura.

La justicia de Sarmiento le cayó con todo el peso de la ley al menos en el comienzo de la investigación a la denominada banda de "Los Tucumanos" que el último domingo perpetró un robo armado en el bar Diversión, ubicado sobre calle España, entre Uruguay y Patagonia. Los tres imputados quedaron en prisión preventiva y buscan a otros tres presuntos autores.
La audiencia de control de la detención y formalización de la investigación se celebró en la Oficina Judicial de Sarmiento y estuvo presidida por el juez penal Roberto Casal. El fiscal general Herminio Gonzales Meneses relató que los sospechosos primero estuvieron en el local y protagonizaron una pelea con golpes de puño con otros parroquianos.
Regresaron a las 2:50 a bordo de dos autos y acompañados por otros tres individuos (también pertenecientes a la familia oriunda de Tucumán) armados con pistolas y cuchillos, según registraron las cámaras de seguridad del exterior del bar.
Se dirigieron al baño donde se encontraba el dueño, a quien lo golpearon en el rostro y luego le dispararon en dirección a sus miembros inferiores. A la vez uno de los agresores le gritaba a sus cómplices: "a caja, la caja". Otro de los asaltantes se dirigió a la caja registradora y un amigo del damnificado intentó impedir su accionar, pero recibió un culatazo en la nuca.
Según el mismo relato fiscal, una de las empleadas que se había escondido detrás del mostrador al escuchar disparos, fue empujada por el ladrón que tomó la recaudación que alcazaba los $7.000. La esposa del denunciante, en tanto, fue encerrada en la cocina y también escuchó los tiros.
El propietario del lugar sufrió heridas cortantes debajo de la tetilla izquierda a la altura del corazón, al ser acuchillado, y escoriaciones en la espalda e intercostal derecho.

TODOS PRESOS
Gonzales Meneses acusó a Franco Viroche (30) y Aníbal Carlos Marín (28) como presuntos autores del delito de robo calificado por haber sido cometido en poblado y en banda, con la utilización de arma de fuego y agravado por la participación de un menor de edad. Y el menor fue imputado por robo agravado por ser en poblado y en banda y por el uso de arma de fuego.
Para el fiscal existen elementos de convicción suficientes para sostener la autoría de los sospechosos y consideró que se presentan el peligro de fuga y entorpecimiento de la investigación. En caso de ser hallados autores del delito recibirían una pena de cumplimiento efectivo. Para el menor de edad requirió que sea trasladado al Centro de Orientación Socio Educativo (COSE) de Trelew.
Mientras, el defensor público Gustavo Oyarzún, quien contó con la colaboración de la representante de la Asesoría de Familia e Incapaces, Gabriela Francisco, no formuló objeciones a la pieza de apertura. Su oposición se centró en las medidas de prisión y pidió medidas sustitutivas. Los imputados declararon y negaron su participación en el robo.
En su resolución, Casal determinó declarar la legalidad de las detenciones y dispuso la aplicación de la prisión preventiva para Viroche y Marín por el término de cuatro meses. Para el adolecente resolvió su traslado al COSE por un plazo de tres meses.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico