Se robó hasta los cubiertos

Un adolescente de 14 años fue sorprendido con el botín del robo que cometió junto a un grupo de jóvenes. Sus cómplices lograron escapar cuando llegó la policía. En varios bolsos llevaban hasta los cubiertos de la vivienda de la víctima. La policía intentaba ubicar al damnificado al cierre de esta edición.

El caso ocurrió en horas de la tarde de ayer y cerca de las 16 la policía logró dar con un grupo de jóvenes que cargaba el producto de un robo de vivienda. Fue en la zona de los molinos que están cerca del barrio Laprida y en el procedimiento actuaron efectivos de esa jurisdicción.
A campo traviesa fueron perseguidos los precoces delincuentes y se logró reducir a uno de ellos, quien resultó ser un chico de 14 años e inimputable. Los demás lograron escapar.
En poder del joven se secuestraron los bolsos en los que guardaba distintos tipos de cubiertos, además de cuchillos, chairas, entre otros utensilios de cocina.
En otro bolso que abandonaron sus cómplices se encontró un rifle, cargadores, una soldadora y un calentador, todo lo cual fue secuestrado y trasladado a la comisaría de Laprida, desde donde se trataba al cierre de esta edición establecer la identidad del propietario de los elementos robados.
El menor de edad, en tanto, debió ser entregado a sus progenitores.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario


Las Más Leídas del Patagónico