Sigue grave el pequeño de 5 años que se accidentó al salir de un crucero

"La fe no la hemos perdido. Miguel ha sido un guerrero en todos los obstáculos que se le ha presentado en la vida. Esperamos la oración de la gente y que todo mejore para un milagro", dijo su padre.

En el accidente, el hombre de 38 años también sufrió diferentes golpes, lo mismo que las otras dos mujeres de la familia: María Elena Tello Flores de 64 años y María Inés Cisneros de 73 años.

Javier Cisneros, su pequeño hijo Miguel de 5 años y otras dos mujeres de su familia habían llegado a Puerto Madryn en un crucero. "El viaje era maravilloso, jugamos y platicamos mucho con mi hijo. Nunca pensé que las cosas iban a cambiar para mal", lamentó en diálogo con Radio Cadena 3..

Sobre el accidente, Javier Cisneros reveló que la guía de Puerto Madryn que los llevaba a Punta Tombo en su Ford Fiesta Rojo, Alicia Milmer, iba muy nerviosa. "No supe reaccionar como padre", se reprochó. "Ella tenía algún problema o algo que la hubiera afectado. Nos sacó tres veces de la carretera, incluso unos momentos antes casi golpeamos la parte de atrás de un camión al tratar de rebasarlo", afirmó el turista mexicano.

"Yo contraté el servicio de una agencia de viajes de Madryn, tengo un recibo, aunque no era la excursión oficial del crucero", aclaró sobre el viaje a Punta Tombo.

Cisneros también valoró la atención profesional de los médicos del Hospital Zonal Trelew.

Fuente:

Notas Relacionadas


Las Más Leídas del Patagónico