"Tarifa de referencia", en el centro de las polémicas

El sistema cooperativo colapsa a nivel financiero como consecuencia del congelamiento tarifario, entre otras causas. Con la expectativa puesta sobre la desregulación a nivel nacional, que podría llegar después del mes de marzo, los servicios de agua y cloacas, entre otros, tienen un marco legítimo en Chubut para las readecuaciones: la tarifa de referencia.

El tema es centro de disputas en la cuestionada cooperativa trelewense, que viene de pasar episodios de sobrefacturación e intervenciones, y ahora deberá devolver mediante crédito en sus facturas unos 30 millones de pesos cobrados a sus usuarios por la aplicación de la mencionada "tarifa de referencia".
Sin embargo, hay que subrayar que tal devolución es un anuncio correspondiente al Ejecutivo trelewense que hoy encabeza Adrián Maderna, y que podría ser sometida a arbitrios legales dado que si bien la Municipalidad es el poder concedente, el cobro de esa tarifa tiene asidero en una ley provincial y había sido además autorizada por el Concejo Deliberante de esa ciudad.
La legitimidad de ese aumento se estableció en diciembre de 2014, cuando la Legislatura sancionó con fuerza de ley el acuerdo para la sustentabilidad de los servicios públicos que la Municipalidad de Comodoro rubricó en junio de ese año junto a otras ocho ciudades de Chubut. Este acuerdo que devino en ley, se redactó por el Consejo Consultivo que integraron todas las cooperativas de Chubut, los gremios, las mencionadas municipalidades representadas por sus intendentes y un concejal, y el Ejecutivo Provincial, y dio marco al fondo de sustentabilidad que se aplica en Comodoro desde hace dos años.
Ese mismo acuerdo determina establecer una "Tarifa de Referencia Provincial" que unifique precios en todo el territorio, y es oportuno mencionar que en el único ítem en el que Comodoro es más "cara" que el resto es en el agua, con lo que ese valor de referencia apareja una suba en las demás prestaciones.
Los aumentos podrían variar de hecho entre el 1,5% y el 500%, de acuerdo al ítem o servicio a computar, y la mayor suba estará asociada al alumbrado público, donde la ciudad tiene la tarifa más baja de toda la Provincia. A modo de guía, pueden tomarse los valores que el Consejo Consultivo Provincial (creado a efectos de este acuerdo) emitió durante 2014 y que consignaba por este servicio una tarifa de $4,50 pesos en Comodoro, menos de un tercio de lo puesto al cobro entonces en Rawson con 15,5 pesos. En Trelew se pagaban 14,8 pesos por tal concepto, 12 pesos en Esquel, 10 pesos en Madryn y 8 en Río Mayo.
Al tratarse de una "Tarifa de Referencia" en una provincia con todas sus cooperativas atravesando déficits y trastornos financieros, la lógica apunta que las comunas ajustarán sus números a los valores más elevados aplicables a cada caso y no que bajarán, y a ello se asocian los aumentos.
Fuentes de la SCPL consultadas por Diario Patagónico confirmaron los porcentuales de incrementos señalados, indicando que esa tarifa de referencia ya fue establecida, aunque su elevación al Concejo Deliberante aguardará al menos al mes de marzo, fecha en la que, como se indicó, se esperan los anuncios nacionales asociados al descongelamiento tarifario que tiene la energía eléctrica desde el año 2011. Más allá de este tema, cabe aclarar que de tomar estado parlamentario, el tratamiento no requeriría el proceso de doble lectura y audiencia pública a pesar de revestir un aumento tarifario, dado que solo se trataría de la adhesión lisa y llana a una ley provincial vigente desde hace más de un año.

EL ACUERDO DE LA FEDERACION

Hace más de un año la SCPL había dado los primeros pasos para aplicar la tarifa de referencia con montos que habían sido informados por el Consejo Consultivo de Servicios Públicos, mediante un documento rubricado por el entonces ministro de Infraestructura, Maximiliano López, titular de ese consejo.
En ese mismo contexto temporal, enero de 2015, la Federación Chubutense de Cooperativas se había reunido en Trelew para expresar el respaldo a la aplicación "plena" de la ley I-539. La cabecera valletana no fue elegida anfitriona de casualidad, dado que en esa fecha surgió la polémica tras una actualización tarifaria que dispuso el Consejo de Administración.
Ese encuentro definió un concreto respaldo a la ley que fue sancionada por unanimidad por la Legislatura que definiera una escala de valores que permitiría cubrir los costos operativos. Así, los presidentes de las cooperativas habían coincidido en que con la ley aprobada por la Legislatura "ahora es tiempo de aplicarla para que la prestación de los servicios sea viable", teniendo en cuenta las necesidades financieras de cada entidad. A un año de esas declaraciones, lo cierto es que al menos la SCPL intentará recién este 2016 aplicar las subas implícitas, mientras su par trelewense enfrenta la orden de devolución a usuarios.

Fuente:

Notas Relacionadas

Dejá tu comentario

Las Más Leídas del Patagónico